008 Clarinadas

007 Olifant pequeño FATIMA EN UNA VISION DE CONJUNTO, por Plinio Corrêa de Oliveira

♦ ♦ ♦ El llanto milagroso de la Sagrada Imagen en Nueva Orléans, EE.UU. (1972) repercutió en la prensa mundial

index Sda Imagen llanto 1972 II o tv es la misma abr14

 

Tal vez les parezca útil a los lectores un análisis sucinto de los múltiples aspectos que las importantes manifestaciones de la Santísima Virgen en Fátima contienen.

Presupuestos y líneas generales de las apariciones

Para entender el conjunto de visiones y comunicaciones con que Lucía, Francisco y Jacinta fueron favorecidos, hay que tener en cuenta, ante todo, la doctrina católica sobre la comunión de los santos. Las oraciones y méritos de una persona pueden beneficiar a otra. De este modo, es lógico que las oraciones, los sacrificios y el holocausto de la propia vida ofrecidos por los tres niños, máxime después de beneficiados espiritualmente por las apariciones de la Reina de todos los Santos, pueden aprovechar a un gran número de almas e incluso a naciones enteras.

Nuestra Señora vino, pues, a solicitar oraciones y sacrificios a los tres. A Jacinta y Francisco les pidió también el holocausto de la vida, ofreciéndose como víctimas expiatorias por los pecados de los hombres. A Lucía le pidió que se quedara en este mundo para el cumplimiento de una misión de la cual hablaremos más adelante.

La mediación universal de María Santísima

Otra noción preliminar para la comprensión de los acontecimientos de Fátima es la de la mediación universal de María Santísima. Ella actúa como Medianera suprema y necesaria —por libre voluntad de Dios— entre el Redentor ofendido y la humanidad pecadora. Por otro lado, es Medianera siempre oída y, como tal, ejerce una verdadera dirección sobre los acontecimientos. Es Medianera regia, que será glorificada con la victoria de su Corazón maternal, que será la más alta expresión de la victoria del propio Dios.

Las revelaciones de Fátima van más allá de todo cuanto la Providencia ha dicho a los hombres en la inminencia de las grandes borrascas de la Historia

 

En Fátima, Nuestra Señora no habló solo para Portugal, sino para el mundo entero

Hablando a los pequeños pastores, Nuestra Señora quiso hablar al mundo entero, exhortando a todos los hombres a la oración, a la penitencia y a la enmienda de vida. De modo especial habló al Papa y a la Sagrada Jerarquía, pidiéndoles la consagración de Rusia a su Corazón Purísimo.

La situación altamente calamitosa del mundo en nuestros días

La Madre de Dios hizo estos pedidos en vista de la situación religiosa en que se encontraba el mundo en la época de las apariciones, es decir, en 1917.

Nuestra Señora señaló dicha situación como altamente calamitosa. La impiedad y la impureza habían dominado la tierra a tal punto que para castigar a los hombres había estallado una verdadera hecatombe, que fue la Primera Guerra Mundial. Esa conflagración terminaría en breve y los pecadores tendrían tiempo para corregirse, atendiendo el pedido de Fátima.

Si ese pedido fuese oído, la humanidad conocería la paz. En caso de que no fuese oído, vendría otra guerra aun más terrible.

Y, en caso de que el mundo continuase sordo a la voz de su Reina, una suprema hecatombe de raíz ideológica y de proporción universal, implicando una grave persecución religiosa, afligiría a todos los hombres, trayendo grandes sufrimientos para el Romano Pontífice: Rusia esparcirá sus errores por el o, promoviendo guerras y personas contra la Iglesia… El Santo Padre tendrá mucho que sufrir.

Después de una suprema hecatombe de raíz ideológica y de proporción universal, vendrá el Reino de María

Quebrada así, a lo largo de toda una cadena de calamidades, la dura cerviz de la humanidad contemporánea, habrá una gran conversión de almas. Esa conversión será específicamente una victoria del Corazón Purísimo de la Madre de Dios: «Por fin mi Inmaculado Corazón triunfará… » Será el reinado de María sobre los hombres.

La meditación de los tormentos eternos es eficaz y adecuada para los hombres de este siglo

Con la intención de incitar más eficazmente a la humanidad a acoger ese mensaje, Nuestra Señora hizo ver a sus tres confidentes las almas condenadas al infierno; cuadro trágico descrito por ellos de modo admirable, y apropiado para reconducir a la virtud a los pecadores endurecidos. Esa visión lúgubre muestra bien como se equivocan profundamente quienes afirman que es inadecuada para los hombres de este siglo la meditación sobre los tormentos eternos.

Pruebas de la autenticidad del Mensaje de Fátima

Con el fin de probar la realidad de las apariciones, y por lo tanto la autenticidad del mensaje, la Virgen dispuso tres tipos de acontecimientos:

a) La afluencia de una gran número de espectadores en el momento en que Ella hablaba a los videntes. Aunque sólo ellos fuesen los destinatarios inmediatos del mensaje, los circunstantes, haciendo uso de la penetración psicológica común, podían cerciorarse de que los tres niños no mentían ni eran objeto de una ilusión al afirmar que estaban en contacto con Nuestra Señora, sino que realmente oían y hablaban con un ser invisible para los demás.

Ciudad devastada en la Segunda Guerra Mundial

 

b) El prodigio de las transformaciones cromáticas y de los movimientos del sol. Ese prodigio se hizo ver en una zona mucho mayor que el lugar de las apariciones, a punto de no poder ser explicado por un fenómeno de sugestión colectiva (sumamente difícil de ocurrir, dicho sea de paso, con las 50 a 70 mil personas que se hallaban en Cova da Iría)

c) Se confirmó la profecía de que poco después de las apariciones de Fátima la Primera Guerra Mundial acabaría; como se confirmó también la profecía de que, no enmendándose la humanidad, otra guerra mundial estallaría. La luz extraordinaria que iluminó los cielos de Europa antes de la segunda conflagración fue un hecho observado en varios países y universalmente conocido. La Señora había prevenido a los videntes de que esa sería la señal del castigo inminente. Y el castigo vino enseguida.

d) La previsión del castigo supremo, que es la difusión del comunismo, comenzó a realizarse poco después de las apariciones. Es importante notar que la Santísima Virgen anunció que Rusia esparciría sus errores por el mundo. Pero cuando esa profecía fue hecha —13 de julio de 1917—, la expresión era más o menos ininteligible.

En efecto, el zarismo apenas acababa de caer, siendo substituido por el régimen burgués de Kerensky, y no se podía saber cuáles serían esos errores rusos, pues es evidente que no se trataba de la difusión de la religión greco-cismática, momificada y privada de toda fuerza de expansión. De este modo, la ascensión de los marxistas al poder en la infeliz Rusia, en el mes de noviembre de 1917, fue, sin duda alguna, el elocuente comienzo de la confirmación de la profecía.

Enseguida, el Partido Comunista ruso inició la propagación mundial de sus errores, lo que acentuó todavía más la coincidencia entre lo que la Virgen había anunciado y el curso de los acontecimientos.

Después de la Segunda Guerra Mundial, la expansión comunista se acentuó mucho más aún, porque numerosas naciones, subyugadas mediante el fraude y la fuerza, cayeron bajo el dominio soviético. Rusia se convirtió así en un peligro mundial.

Las dos familias de almas del mundo contemporáneo

Ante estas afirmaciones de grandeza apocalíptica cabe hacer una observación. El mundo de hoy se va dividiendo cada vez más en dos familias de almas. Una de ellas considera que la humanidad es presa de una cadena de errores y de iniquidades que comenzaron en la esfera religiosa y cultural con el humanismo, el Renacimiento y la Pseudo-Reforma protestante. Dichos errores se agravaron con el iluminismo y el racionalismo, y culminaron en la esfera política con la Revolución Francesa. Del terreno político pasaron al campo social y económico, en el siglo XIX, con el socialismo utópico y con el socialismo llamado científico. Con el advenimiento del comunismo en Rusia comenzó a verificarse la transposición, incipiente pero maciza de todo ese montón de errores al orden concreto de los hechos, naciendo de ahí el imperio comunista, moloch que iba desde el corazón de Alemania hasta Vietnam. Al mismo tiempo, sobre todo a partir de la Primera Guerra Mundial, la moralidad comenzó a declinar con rapidez espantosa en Occidente, preparándolo para la capitulación ante la más audaz expresión doctrinal e institucional de la amoralidad, que es el comunismo (ya sea bajo la forma de capitalismo de Estado —hoy aparentemente en vías de extinción— ya sea bajo la nueva y ladina versión autogestionaria).

El recuerdo de la devastación causada por la Segunda Guerra Mundial atormenta al hombre moderno ante la perspectiva de un tercer conflicto universal

 

Para las incontables almas de todos los estados y condiciones de vida y naciones, que comparten este modo de pensar, el mensaje de Fátima es de lo más coherente que hay con la doctrina católica y con la realidad de los hechos.

Existe también otra familia de almas, para la cual los problemas del mundo contemporáneo tienen poca o ninguna relación con la inmoralidad y la impiedad (considerada como un desvío culpable de la inteligencia). Nacen ellos exclusivamente de equívocos involuntarios que una buena difusión doctrinal y un conocimiento objetivo de la realidad pueden disipar. Esos equívocos resultan, además, de carencias económicas; son hijos del hambre, que desaparecerán cuando en el mundo no haya más hambre, y no antes que eso.

Con el auxilio de la ciencia y de la técnica, la crisis de la humanidad se resolverá. Más aún, no teniendo el factor culpa como fondo de cuadro de las catástrofes y de los peligros en medio de los cuales nos debatimos, la noción de un castigo universal se vuelve incomprensible. Tanto más cuanto que para esta familia de al mas el comunismo no es intrínsecamente malo, y con él son posibles acomodaciones que eviten persecuciones incómodas.

Por amor a la brevedad, esta descripción de las dos familias de almas esquematiza un tanto el panorama. Entre una y otra hay muchas gamas. No es nuestra intención retratarlas aquí. Las corrientes intermedias tendrán mayor o menor facilidad para comprender el mensaje de Fátima, según estén más próximas a un polo o al otro. Fátima es pues, en ese sentido, un verdadero divisor de aguas para las mentalidades contemporáneas.

De todas formas, con excepción de la parte mantenida aún en secreto, los pedidos, las amonestaciones y las profecías de Cova da Iría (todos con mero carácter de revelaciones particulares, es verdad …) están lanzados y se van confirmando ampliamente. A los escépticos les decimos: Qui vivra verra… (Quien viva lo verá …).

No se ha correspondido al Mensaje de Fátima

¿Se cumplirán los acontecimientos previstos en Fátima que aún no se han realizado? Eso es lo que la humanidad contemporánea se pregunta. En principio no hay cómo dudar de ello, pues una parte de las profecías ya se ha realizado con impresionante precisión, lo que prueba su carácter sobrenatural. Y, probado ese carácter, no se puede poner en duda que el mensaje celestial se cumpla hasta el fin.

Pero, alguien podría objetar que las profecías del 13 de julio de 1917 tienen un cariz condicional. Ellas se realizarán en el caso de que el Papa y los Obispos (en unión con él) no hagan la consagración de Rusia y del mundo al Inmaculado Corazón de María.

En Cova da Iría Nuestra Señora formuló dos condiciones, ambas indispensables para que se aparten los castigos con los que Ella nos amenazó.

Una de esas condiciones era la consagración. Digamos que haya sido realizada según el pedido de la Santísima Virgen. Falta la segunda condición: la divulgación de la práctica de la comunión reparadora de los cinco primeros sábados. Nos parece evidente que esa devoción no se ha propagado hasta hoy por todo el orbe católico en la medida deseada por la Madre de Dios.

Y hay aún otra condición, implícita en el mensaje, pero también indispensable: es la victoria del mundo sobre las mil formas de impiedad y de impureza que lo vienen dominando. Todo indica que esa victoria no ha sido alcanzada y que, por el contrario, nos acercamos cada vez más al paroxismo en esa materia. Así, un cambio de rumbo de la humanidad se va haciendo cada vez más improbable; y a medida que caminamos hacia ese paroxismo, más probables se hacen los castigos…

Fotografía de los tres pastorcitos poco después de la visión del infierno

 

Cabe hacer aquí una observación. Y es que, de no verse las cosas así, el mensaje de Fátima sería absurdo. Pues si Nuestra Señora afirmó en 1917 que los pecados del mundo habían llegado a un tal grado que clamaban por el castigo de Dios, no parece lógico creer en el presente que ese castigo no venga, después que esos pecados han continuado creciendo desde 1917 hasta nuestros días y el mundo se ha rehusado, obstinadamente y hasta el fin, a hacer caso a lo que fue dicho en Fátima. Sería lo mismo que si Nínive no hubiese hecho penitencia y a pesar de eso las amenazas del profeta no se hubiesen realizado.

Más aún, la misma consagración pedida por Nuestra Señora no tendrá el efecto de apartar el castigo, si el género humano sigue aferrándose cada vez más a la impiedad y al pecado, pues mientras eso sea así, la consagración estaría como que incompleta y desprovista de contenido real.

En resumen, puesto que no se operó en el mundo la inmensa transformación espiritual pedida en Cova da Iría, vamos caminando cada vez más hacia el abismo. Y, a medida que caminamos, esa transformación se va haciendo más improbable.

Los resplandores sacrales de la aurora del Reino de María

Al concluir estas reflexiones, conviene que nuestro espíritu se detenga en la consideración de las últimas perspectivas del mensaje de Fátima. Más allá de la tristeza y de los castigos sumamente probables hacia los cuales caminamos, nos esperan los resplandores sacrales de la aurora del Reino de María: Por fin mi Inmaculado Corazón triunfará. Es la perspectiva grandiosa de la victoria universal del corazón regio y materno de la Santísima Virgen. Es una promesa tranquilizante, atrayente y, sobre todo, majestuosa y entusiasta.

Para evitar el castigo en la escasa medida en que es evitable; para obtener la conversión de los hombres en la modesta medida en que, según la economía común de la gracia, ella es aún obtenible antes del castigo; para apresurar cuanto sea posible la aurora bendita del Reino de María; y para ayudamos a caminar en medio de las hecatombes que tan gravemente nos amenazan, ¿qué podemos hacer?.Nuestra Señora nos, lo indica: que nos enfervoricemos en la devoción a Ella, en la oración y en la penitencia.

Para estimulamos a rezar, en la última aparición Nuestra Señora se revistió sucesivamente de los atributos propios de las advocaciones de Reina del Santo Rosario, de Madre Dolorosa y de Nuestra Señora del Carmen, indicándonos cuán grato le es ser conocida, amada y venerada así.

Igualmente, la Virgen de Fátima insistió de modo muy especial en la devoción a su Inmaculado Corazón. Ella se refirió siete veces a su Corazón en sus mensajes (y Nuestro Señor, nueve).

Así, el valor teológico de la devoción al Inmaculado Corazón de María, por lo demás ya tan comprobado, encuentra en Fátima una impresionante corroboración. Por otro lado, la insistencia de la Santísima Virgen prueba hasta la saciedad que esa devoción es eminentísimamente oportuna.

Por lo tanto, quien toma en serio las revelaciones de Fátima debe hacer de la devoción al Corazón Purísimo de María uno de los más altos objetivos de la verdadera piedad.     


* Extraído de Catolicismo, nº 197, mayo de 1967.

Nota: puede acceder al artículo entrando en el link:

(*) El Perú necesita de Fátima

007 Olifant pequeño 13 DE MAYO: SAÑOGASTA DE FIESTA A LOS 15 AÑOS DE LA BENDICION DE LA CALLE Y ERMITA DE LA SAGRADA IMAGEN PEREGRINA INTERNACIONAL DE NUESTRA SEÑORA DE FATIMA

⇓Mons. Fabriciano Sigampa bendice la primera calle que lleva el nombre de la Sda. Imagen Peregrina Internacional de Nuestra Señora de Fátima, y la Ermita en su honor, donde hoy se celebra el significativo aniversario.

⇒A la derecha, la Sagrada Imagen despidiéndose, con notable expresión en la mirada,  en su ermita, de los emocionados fieles sañogasteños antes de volver a La Rioja y regresar a EE.UU., con el custodio del Pilgrim Virgin Commitee, institución que generosamente organiza las peregrinaciones a todo el mundo

Mons Sigampa y MP bendic ermita 27 nov 2001 mj cor autocorr La Sda Imagen en la ermita despedida II

http://argentinagrandeza.blogspot.com.ar/2016/05/15-aniversario-mons-sigampa-bendice.html

003_16 autocorrecc Los notables cambios en la expresión de la Sagrada Imagen se advierten en estas dos fotografías, tomadas en su visita a Sañogasta, La Rioja (2001)

 

007 Olifant pequeño SALTA: XII JORNADA POR LA CIVILIZACION CRISTIANA Y LA FAMILIA – 2 y 3 de septiembre de 2016

XII Jornada un mundo mejor NSBSuc y Family Day

Informes e inscripción: bastiondelnorte@gmail.com

“En la oscuridad de un mundo revolucionario en crisis, claridades de reacción católica preanuncian un mundo mejor: el Reino de María* prometido en Fátima”

(*) Además de “Fátima: una visión de conjunto” publicado al comienzo de esta sección, recomendamos la lectura del artículo “Con acentos de fuego y reacción, la prédica de San Luis María Grignion de Montfort – Nexo con Revolución y Contra-Revolución, de Plinio Corrêa de Oliveira”

http://nobleza.org/con-acentos-de-fuego-y-reaccion-la-predica-de-san-luis-maria-grignion-de-montfort-nexo-con-revolucion-y-contra-revolucion-de-plinio-correa-de-oliveira/

007 Olifant pequeño ROMA: LA ACTUAL CRISIS DE LA IGLESIA EN EL CONTEXTO DE LA HISTORIA  – CONFERENCIA DEL PROF. ROBERTO DE MATTEI

church_history_645_444_55

https://www.lifesitenews.com/opinion/the-current-crisis-in-the-context-of-church-history

Agradecemos a un lector amigo que nos envía el siguiente link de la conferencia en castellano:

http://adelantelafe.com/mattei-la-crisis-actual-contexto-la-historia-la-iglesia/

007 Olifant pequeño CORRIENTES: PROGRAMAS RADIALES DE TRADICION Y ACCION

https://ar.ivoox.com/es/descargar-escuchar-programa-radial-tradicion-y-audios-mp3_rf_11414209_1.html

El último programa ya se encuentra en:

http://: http://adelantelafe.com/programa-radio-tradicion-accion-11516/ 

Todos los miércoles a las 21:30 se puede escuchar en directo en la radio dos de Corrientes, por internet bajo el link :

http://www.radiodos.com.ar/notix/portada.htm

 

Carlos-Ortiz

007 Olifant pequeño POLONIA: MILAGRO EUCARISTICO – LOS MEDICOS CERTIFICAN: “ES TEJIDO HUMANO”

http://www.abim.inf.br/novo-milagre-eucaristico-segundo-medicos-da-polonia-hostia-e-tecido-humano/#.VzS_YSE8qE4

Eucaristia-5-1024x722 Eucaristia-2-300x296

007 Olifant pequeño FRESNO, EE.UU: IMAGEN DE NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE VIERTE MILAGROSAS LAGRIMAS CON OLOR A ROSAS

cdn1.uvnimg.com

http://www.univision.com/noticias/religion/las-misteriosas-lagrimas-de-una-virgen-de-guadalupe-atraen-feligreses-a-fresno

007 Olifant pequeño PORTUGAL: ¿SE ACABA DE RENOVAR EL “BAILE DEL SOL” DE 1917?

Fátima-13-outubro-1917

http://www.mediotejo.net/o-sol-ontem-bailou-em-ourem-a-passagem-da-imagem-de-fatima-milagre/

007 Olifant pequeño ROMA: POR LA FAMILIA Y LA VIDA CATOLICOS REALIZAN LA MARCIA NAZIONALE PER LA VITA

MarchaPorlaVida20168_05_2016

https://www.aciprensa.com/noticias/miles-se-manifiestan-en-roma-en-defensa-de-la-vida-y-la-familia-42339/

008 Clarinadas

Clarinadas – Artículo recomendado

007 Olifant pequeño

26 DE ABRIL

Una devoción para el siglo XXI – Nuestra Señora del Buen Consejo de Genazzano

Tradición y Acción Perú

Lunes 25 de abril de 2016

Al suroeste de Roma, en la pequeña y acogedora ciudad de Genazzano, se encuentra la Basílica de Nuestra Señora del Buen Consejo —“Mater Boni Consilii”—, donde se venera la imagen que en el siglo XV hasta allí se trasladó milagrosamente desde Scutari, Albania, huyendo de la invasión turca y en respuesta a una fervorosa oración de dos piadosos albaneses. He aquí su historia.

materboniconsii-7a6cf

El milagroso fresco de Mater Boni Consilii a Genazzano

 

Tiempo antes de Cristo los romanos construyeron, donde hoy se levanta la ciudad de Genazzano, un templo a la diosa Flora, en cuyo honor celebraban grandes fiestas, especialmente el 25 de abril.

Ya en la era cristiana, en el siglo IV el Papa San Marco (336 d.C.) ordenó construir una iglesia en una colina no muy distante de las ruinas del antiguo templo pagano. La iglesia, firme y fuerte pero pequeña y sencilla, fue dedicada a Nuestra Señora del Buen Consejo, que allí era honrada de manera especial en su fiesta, instituida igualmente el día 25 de abril.

Transcurridos más de mil años, hacia la mitad del siglo XV el pequeño templo, a cargo de la Orden de San Agustín, se hallaba en un estado deplorable, amenazando desmoronarse. Pocas personas, sin embargo, manifestaban interés en repararlo, posiblemente porque existían otras iglesias en el pueblo.

La Virgen María toma posesión de la iglesia

Una piadosa viuda, Petruccia de Nocera, que amaba fervorosamente a la Virgen, se sintió inspirada a construir una nueva iglesia para la Virgen del Buen Consejo, más grande y bella que la anterior. Confiando en Nuestra Señora, contrató a los constructores y compró los materiales. Pero al poco tiempo, por falta de recursos, el trabajo quedó interrumpido indefinidamente.

Los habitantes del pueblo se burlaban de Petruccia, pero ella no desanimó. Por el contrario, recurrió a sacrificios y oraciones más fervorosas. “Algún día —decía a todos— “una gran Señora vendrá a tomar posesión de la iglesia”.

Algún tiempo después, el 25 de abril de 1467, estando mucha gente congregada en la plaza del mercado por ser día festivo, olvidados de su Virgen Patrona, danzaban y cantaban en alegre bullicio. Fue entonces cuando alguien vio sobre el cielo azul una nube luminosa, que lentamente bajaba sobre el pueblo. El asombro paralizó a todos.

La nube se detuvo en un borde angosto de las paredes aún sin terminar de la iglesia de Petruccia. En su centro apareció una bellísima pintura de Nuestra Señora con el Niño Jesús. Simultáneamente todas las campanas del pueblo comenzaron a repicar festivamente, sin ayuda humana.

Nadie conocía la procedencia de la pintura, ni la había visto antes. Quedó en el lugar, y comenzaron a llover gracias y ocurrir milagros. Unos comenzaron a llamar a la imagen con el nombre de Nuestra Señora del Paraíso y otros como Nuestra Señora de los Milagros.

 

De Scutari a Genazzano, ¡atravesando el mar a pie!

 

camponeses-4a084
Dos albaneses siguieron la imagen, cruzaron el mar Adriático y llegaron a Genazzano

Algunas semanas después, dos soldados extranjeros procedentes de Scutari, Albania, aparecieron en Genazzano. Buscaban la milagrosa pintura de la Virgen.

¿Qué había sucedido? Cuando después de una heroica y memorable resistencia la pequeña Albania estaba a punto de caer en manos de un poderoso ejército turco, los dos guerreros acudieron a la ermita donde estaba el fresco de la Virgen, a pedirle consejo sobre qué hacer para mantener su fe católica en aquellas circunstancias. ¿Debían quedarse, o exiliarse? Mientras rezaban vieron, asombrados, cómo la imagen se desprendía intacta de la pared y, elevándose por los cielos, comenzaba a trasladarse lentamente hacia el oeste.

La siguieron hasta llegar a la costa adriática. Allí tuvieron la inspiración de continuar andando, y se vieron de repente como San Pedro, caminando sobre las aguas. Cruzaron así a pie el mar Adriático, mientras una nube permanecía sobre ellos todo el recorrido, protegiéndolos del sol. Al llegar a la costa italiana, sorpresa: ¡la imagen desapareció de su vista!

No sabiendo qué hacer, fueron hasta Roma. Allí comenzaron a preguntar si alguien sabía algo de una imagen que se trasladaba sola por el cielo… La gente, sorprendida por la insólita pregunta, los tomaba por dementes.

 

Victoria de la confianza

Pero pocos días después llegaban a Roma noticias del hecho extraordinario ocurrido en Genazzano. ¡Todo estaba claro! Los dos compañeros fueron hasta el pueblo, y llenos de alegría decidieron quedarse a vivir cerca de su Señora, donde Ella se había refugiado.

El Santo Padre envió a dos obispos a examinar los extraordinarios acontecimientos. Como resultado de las investigaciones quedó convencido de que la pintura era verdaderamente la misma venerada durante siglos en un pequeño santuario albanés con el nombre de Nuestra Señora del Buen Consejo.

dr-plinio-genazano-f0c70
El Profesor Plinio Correa de Oliveira rezando ante el fresco milagroso.

Originalmente la imagen había sido pintada sobre la capa de estuco de la pared, que tenía “el espesor de una cáscara de huevo”. Ninguna habilidad humana podría haberla arrancado sin romperla. Ninguna mano de hombre podría haberla llevado a través del mar Adriático y colocarla en el borde angosto de la iglesia, sin nada que la sujetara.

Tras los admirables sucesos la iglesia de Petruccia pudo ser terminada, convirtiéndose en una bella basílica. La pintura fue puesta en un magnífico relicario, con un marco de oro adornado con piedras preciosas. Más tarde, dos coronas de oro enviadas por la Santa Sede fueron colocadas en las cabezas de la Madre y el Niño.

En los últimos cuatro siglos innumerables peregrinaciones y muchos milagros han ocurrido en el santuario. Numerosos Papas y santos se cuentan entre los peregrinos. Entre ellos el Beato Pío IX, quien pidió en el santuario consejo a la Virgen antes de tomar una trascendental decisión política que resultó muy eficaz, tras lo cual incluyó la invocación “Madre del Buen Consejo” en las letanías de la Virgen María.

¿Cuál es la actualidad de esta devoción? Sin duda en nuestra época tan afligida y conturbada son incontables las almas que necesitan, a éste o a aquel título, de un buen consejo. Nada mejor pueden hacer ellas que implorar el auxilio de Aquella que la Santa Iglesia en la Letanía lauretana, invoca como Mater Boni Consilii.

Un detalle percibido por muchos peregrinos es que alrededor de la milagrosa imagen se crea una discreta atmósfera sobrenatural, serena y apaciguante, que envuelve el alma y la va ordenando suavemente. También el propio rostro de la Virgen manifiesta sutiles cambios de expresión y hasta de colorido que lo hacen particularmente atractivo. Todo lo cual infunde en el fiel la firme certeza de que su oración ha sido escuchada y sus necesidades serán atendidas.

Todos necesitamos, en este conturbado y tenebroso siglo XXI, los consejos necesarios para mantenernos firmes en la fe, afrontar nuestros problemas grandes y pequeños, conocer los designios de la Santísima Virgen sobre cada uno. Confiemos, pues, en su guía: Ella es verdaderamente la Madre del Buen Consejo. Sepamos acudir a Ella, y no seremos defraudados.

http://www.tradicionyaccion.org.pe/spip.php?article386

 

007 Olifant pequeño

 

 

 

 

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

El presente sumario  (9 bis) corresponde a la nota 9 de la Visión de Conjunto:

http://nobleza.org/pueblo-y-masa-libertad-e-igualdad-en-un-regimen-democratico-conceptos-genuinos-y-conceptos-revolucionarios-las-ensenanzas-de-pio-xii-nobleza-y-elites-cap-iii-vision-de-conjunto-9/

010 Selección temática

Pueblo y masa – Libertad e igualdad en un régimen democrático: conceptos genuinos y conceptos revolucionarios – Las enseñanzas de Pío XII

Θ Nota: las citas de documentos pontificios han sido sintetizadas en el presente sumario. El lector puede consultar las citas textuales online en :

http://www.pliniocorreadeoliveira.info/LN_Espanha/Volume%20I/LN_ES_Cap_00_0_Indice.htm

Para evitar sobresaltos a personas influenciadas por el populismo radicalmente igualitario se explica la verdadera doctrina católica sobre las justas y proporcionadas desigualdades en la jerarquía social, y aún polític

1. Legitimidad y hasta necesidad de que existan justas y proporcionadas desigualdades entre las clases sociales

La doctrina marxista de lucha de clases afirma la injusticia de las desigualdades y la licitud de que la clase menos alta intente eliminar a las más altas. “¡Proletarios de todos los países, uníos!” : grito con que Marx y Engels concluyeron el manifiesto comunista . [1]

La doctrina católica tradicional afirma la legitimidad y necesidad de que existan justas y proporcionadas desigualdades [2], y condena la lucha de clases.

Esa condenación no se aplica a una clase que defiende la posición que le pertenece; la Iglesia se opone a que la legítima defensa degenere en guerra de exterminio de las demás o en rechazar la posición que les corresponde en el conjunto. Debe existir paz y armonía entre clases y no lucha crónica, ni pretender una igualdad completa y radical.

Esto se comprendería mejor si las admirables enseñanzas de Pío XII sobre pueblo y masa hubiesen sido adecuadamente difundidas.
Parafraseando a  la revolucionaria Mme. Roland [3],  se podría exclamar: “¡Pueblo, pueblo, cuántos desatinos, injusticias y crímenes cometen en tu nombre los demagogos revolucionarios!”

La Iglesia se ufana de amar al pueblo desde el momento en que  fue instituida por su Divino Maestro.
A esas masas la Iglesia les desea maternalmente que sean ayudadas a pasar a condición de pueblo.

¿Qué es la masa? ¿Qué es el pueblo?

2. Pueblo y multitud amorfa: dos conceptos diferentes

Las admirables enseñanzas de Pío XII describen claramente la natural concordia que puede y debe existir entre las élites y el pueblo.

Afirma Pío XII (N. : ver citas textuales en el original) en su Radiomensaje de Navidad de 1944: [4]

Pueblo y multitud amorfa  o  masa, son dos conceptos diferentes.
1.- El pueblo vive y se mueve con vida propia; la masa es inerte y no puede ser movida sino desde  fuera.

2.- El pueblo vive de la plenitud de vida de quienes lo componen, cada uno de los cuales  es  consciente de sus responsabilidades y convicciones. La masa  espera el impulso del exterior,  fácil juguete de quien sepa manejar sus instintos o impresiones, pronta para seguir hoy esta bandera, mañana aquella otra.

3.- De la exuberancia de vida de un verdadero pueblo, la vida se esparce por el Estado y sus órganos, infundiendo la conciencia de su propia responsabilidad, el verdadero sentido del bien común.   

De la fuerza elemental de la masa, manejada con habilidad, puede servirse también el Estado: en las manos ambiciosas de uno o  muchos, agrupados artificialmente por tendencias egoístas, el Estado —con la ayuda de la masa, reducida a simple máquina— puede imponer su capricho a la parte mejor del verdadero pueblo; el interés común queda golpeado gravemente, y la herida es muy difícil de curar. (Θ texto sintetizado – ver nota al comienzo)

3. También en una democracia deben existir las desigualdades provenientes de la naturaleza

El Pontífice distingue entre verdadera y falsa democracia: una es corolario de que exista un verdadero pueblo; la otra, de la reducción del pueblo a la condición de masa humana.

4.- la masa —como acabamos de definirla— es la enemiga capital de la verdadera democracia y de su ideal de libertad  e igualdad.

5.- En un pueblo digno de este nombre, el ciudadano siente la conciencia de su personalidad, deberes y derechos, de su propia libertad unida al respeto a la libertad y dignidad de los demás.

En un pueblo digno de este nombre, todas las desigualdades, nacidas de la propia naturaleza, de cultura, riquezas, posición social —sin perjuicio de la justicia y caridad mutua—, no son obstáculo a que predomine un auténtico espíritu de comunidad y fraternidad. (…) dichas desigualdades le confieren su legítimo significado: que, frente al Estado, cada uno tiene el derecho de vivir honradamente su propia vida personal en las condiciones en que las disposiciones de la Providencia le han colocado.
Esta definición de la genuina igualdad civil, como de los correlativos conceptos de fraternidad y comunidad, esclarece lo que son según la doctrina católica la verdadera igualdad,  fraternidad y comunidad; radicalmente opuestas a aquellas que las sectas protestantes instauraron en sus estructuras eclesiásticas, y al tristemente célebre trinomio que la Revolución Francesa y sus adeptos enarbolaron en todo el mundo como lema en el orden civil y social, y que la Revolución comunista extendió al orden socio-económico. [5]. (Θ texto sintetizado – ver nota al comienzo)

Esta observación es importante dado que, en las conversaciones o en los mass-media, estas palabras son generalmente entendidas en sentido erróneo y revolucionario.
4. En una democracia desvirtuada, la libertad se transforma en tiranía y la igualdad degenera en nivelación mecánica
Después de definir qué es la verdadera democracia, Pío XII describe la falsa: (…)
6.- En contraste con este cuadro ¡qué espectáculo ofrece un Estado democrático abandonado al arbitrio de la masa! La libertad, deber moral de la persona, se transforma en pretensión tiránica de dar desahogo a los impulsos y apetitos, con perjuicio de los demás. La igualdad degenera en nivelación mecánica, en uniformidad monocroma; el verdadero honor, la actividad personal, el respeto a la tradición, la dignidad, todo aquello que da a la vida su valor, se hunde y desaparece. Sobreviven las víctimas engañadas por la fascinación de la democracia, confundida con el espíritu de la democracia,  la libertad y la igualdad; y los explotadores que han sabido, mediante el dinero o la organización, asegurarse una posición privilegiada o el propio poder. [6]. (Θ texto sintetizado – ver nota al comienzo)

En estos principios se fundan gran parte de las enseñanzas enunciadas por Pío XII.
A partir de esta situación descripta por el Pontífice, incluso en los días de hoy, en un Estado ordenado —monárquico, aristocrático o democrático— les cabe a la Nobleza y a las élites tradicionales una alta e indispensable misión.

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº
NOTAS (síntesis)
[1] Karl MARX, Friedrich Engels, Obras (Ed. dirigida por Manuel Sacristán Luzón), Crítica
[2] Cfr. Documentos V.
[3] J. B. WEISS, Historia Universal, vol. XVII, p. 676.
[4] Es del autor la numeración que separa los párrafos.
[5] Cfr. Plinio Corrêa de Oliveira, Revolución y Contra-Revolución, Ed. Fernando III el Santo, pp. 38-41; Ver Apéndice II de la presente obra.
[6] Discorsi e Radiomessaggi, vol. VI, pp. 239-240.
________________________________________

Encontrará todos los sumarios anteriores de “Nobleza y élites tradicionales análogas” haciendo click más abajo en el tag correspondiente o por medio del buscador (“search”)

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

Ap III Formas de gobierno mayo 016

“Nobleza y élites tradicionales análogas en las alocuciones de Pío XII al Patriciado y a la Nobleza romana”, por Plinio Corrêa de Oliveira

Apéndice III
Las formas de gobierno a la luz de la doctrina social de la Iglesia:
en teoría – en concreto
A – Textos pontificios y de otros autores
sobre las formas de gobierno:
Monarquía, aristocracia y democracia

1. El régimen monárquico es la mejor forma de gobierno

De la alocución de Pío VI al Consistorio secreto del 17 de junio de 1793 a propósito de la ejecución de Luis XVI:
“Esta [la Convención], en efecto, una vez abolida la forma de gobierno monárquica, que es la mejor, había colocado todo el poder público en las manos del pueblo”. 1

 

ºººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº
1) Pii VI Pont. Max. Acta, vol. II, p. 17



2. La Iglesia no desaprueba ninguna forma de gobierno que sea justa y garantice eficazmente el bien común

De la encíclica Diuturnum illud (29/6/1881), de León XIII:
“No se ha procurado estudiar aquí las diversas formas de gobierno, pues no hay razón para que la Iglesia desapruebe el gobierno de un solo hombre o de muchos, siempre que sea justo y esté dirigido al bien común. Por tanto, salvaguardada la justicia, no les está prohibido a los pueblos adoptar aquel sistema de gobierno que esté más de acuerdo con su propia índole o bien con las instituciones y costumbres de sus mayores.” 1

De la encíclica Immortale Dei (1.11.1885), también de León XIII:
“La soberanía, en sí, no está necesariamente vinculada a ninguna forma de gobierno. Puede adoptarse lícitamente una u otra, con tal que ésta garantice eficazmente el bien común y la utilidad de todos (…)
“Si se quiere juzgar rectamente, ninguna de las diversas formas de gobierno es en sí misma censurable, pues nada contienen que se oponga a la doctrina católica y, si son practicadas con prudencia y justicia, todas ellas pueden mantener a la sociedad en perfecto estado.” 2

[Comentario del Dr. Plinio Corrêa de Oliveira]

En los textos transcriptos, León XIII supone el caso de una nación cuyos habitantes se encuentren en la contingencia de tener que elegir entre la vigente forma de gobierno u otra nueva, sin que haya habido violación del principio de autoridad ni de derechos adquiridos.

Las enseñanzas aquí impartidas se aplican también, mutatis mutandis, a una persona que se vea obligada a hacer una opción semejante en cuanto mero particular, por ejemplo, al depositar su voto en un plebiscito convocado para optar entre monarquía, república aristocrática o república democrática, o al elegir un partido político al que afiliarse.

1) ASS XIV [1881] 5.
2) ASS XVIII [1885] 162, 174.

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

El presente sumario  (10 bis) corresponde a la nota 10 de la Visión de Conjunto:

http://nobleza.org/la-nobleza-en-una-sociedad-cristiana-perennidad-de-su-mision-y-prestigio-en-el-mundo-contemporaneo-las-ensenanzas-de-pio-xii-cap-iv-vision-de-conjunto-10/010 Selección temática

La Nobleza en una sociedad cristiana – Perennidad de su misión y de su prestigio en el mundo contemporáneo
Las enseñanzas de Pío XII

Θ Nota: las citas de documentos pontificios han sido sintetizadas en el presente sumario. El lector puede consultar las citas textuales online en :

http://www.pliniocorreadeoliveira.info/LN_Espanha/Volume%20I/LN_ES_Cap_00_0_Indice.htm

1. Clero, Nobleza y Pueblo

♦ La sociedad medieval, constituida por las tres clases sociales, dotadas de especiales obligaciones, privilegios y honores. Participaban en su gobierno el Rey, el Clero, la Nobleza y el Pueblo.

♦ Iglesia y Estado, sociedades perfectas y soberanas en el campo espiritual y el temporal, respectivamente.

El Clero puede participar en la función gobernativa del Estado. Le compete enseñar, gobernar y santificar; a los simples fieles les cabe ser enseñados gobernados y santificados -orden jerárquico de la Iglesia.

Numerosos documentos establecen la distinción entre Iglesia docente y discente, como enseña San Pío X en Vehementer Nos: la Iglesia , Cuerpo Místico de Cristo, cuya autoridad es administrada por pastores y doctores; algunos mandan a otros con plena y perfecta potestad. (1). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Esta distinción es afirmada en documentos del Conc. Vaticano II:
Los seglares tienen por hermanos a aquellos que, colocados en el sagrado ministerio, enseñando, santificando y gobernando con la autoridad de Cristo, apacientan a la familia de Dios (Lumen Gentium, § 32).
(…) procuren los  fieles  abrazar con cristiana obediencia todo lo que los sagrados pastores, representantes de Cristo, establecen en la Iglesia como maestros y gobernantes (Lumen Gentium, § 37).

Cada uno de los Obispos, a quienes bajo la autoridad del Sumo Pontífice les está confiada la dirección de cada iglesia particular apacienta sus ovejas en nombre de Dios, ejerciendo sus funciones de enseñar, santificar y regir. (Christus Dominus). (2) (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Cabe al Clero la misión de proveer la salvación y santificación de las almas, que produce efectos sumamente beneficiosos: imbuirlas de la moral cristiana y de la observancia de la Ley de Dios; un pueblo receptivo se encuentra idealmente dispuesto para ordenar sus actividades temporales de modo que alcancen alto grado de eficacia y florecimiento.

♦ Célebre imagen de San Agustín de una sociedad en la que todos sus miembros fuesen buenos católicos: un ejército; Gobernadores, esposos, padres, hijos, señores, siervos, reyes, jueces, contribuyentes y recaudadores de impuestos como los quiere la doctrina cristiana, y atrévanse [los paganos] a decir que ésta es enemiga de la república. Han de reconocer sin dudarlo que cuando se la observa fielmente, le sirve de salvaguarda.(3). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Correspondía al Clero mantener los fundamentos morales de la civilización perfecta, la cristiana. La enseñanza y obras de asistencia y caridad estaban a cargo de la Iglesia, que desempeñaba, sin carga para el erario público, los servicios adscriptos a los ministerios de Educación y Sanidad. Se comprende que haya sido reconocido el Clero como primera clase de la sociedad.

♦ En el ejercicio de su altísima misión, el Clero no depende de ningún poder terreno; factor activo en la formación del espíritu y mentalidad de una nación. El intercambio de comprensión, confianza y afecto le proporciona posibilidades inigualables de orientar ansias, preocupaciones y sufrimientos de la población y los aspectos de vida temporal correlativos. Reconocerle voz y voto en las decisivas asambleas nacionales es para el Estado medio precioso de auscultar el corazón de la nación.

Manteniendo su alteridad frente a la vida política, elementos del Clero han sido, a lo largo de la Historia, consejeros respetados y partícipes valiosos en materias legislativas y fijación de determinados rumbos.
No está compuesto por ángeles del Cielo sino por hombres que actúan en esta tierra. Esta clase forma parte de la población del país, frente al cual tiene derechos y deberes. La protección de esos derechos y el cumplimiento de esos deberes es del mayor interés para ambas sociedades perfectas: la Iglesia y el Estado. Lo afirma León XIII en Immortale Dei. (4). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

♦ Clase social definida, parte viva del país, tiene derecho a voz y voto en su vida pública. (5)

Le seguía como segunda clase la Nobleza, de carácter esencialmente militar y guerrero. Le correspondía la defensa de la nación y la del orden político y social. En sus tierras, los señores feudales ejercían, sin gastos para el Rey, funciones algo semejantes a las de los alcaldes, jueces y comisarios de policía actuales.

Ambas clases, básicamente ordenadas al bien común, en compensación por sus graves y específicas funciones, merecían honores y privilegios, como la exención de impuestos.

El Pueblo, clase vuelta particularmente hacia el trabajo productivo: eran privilegios suyos participar en la guerra en grado mucho menor que la Nobleza, y casi siempre  la exclusividad en las profesiones más lucrativas, como comercio e industria. No tenían normalmente obligaciones especiales con el Estado. Trabajaban para el bien común en la medida en que cada cual favorecía sus legítimos intereses; de ahí que fuera la clase menos favorecida en honores y sobre la cual recaía, en consecuencia, el peso de los impuestos.

“Clero, Nobleza y Pueblo”: trilogía que recuerda las asambleas representativas que caracterizaron muchas monarquías del periodo medieval y del Antiguo Régimen: Cortes de España y Portugal, Estados Generales franceses, Parlamento de Inglaterra, etc. En ellas había una representación nacional auténtica que reflejaba fielmente la organicidad social.

Con la Ilustración, otras doctrinas comenzaron a conquistar ciertos sectores directivos. Bajo efecto de una mal comprendida noción de libertad, Europa comenzó a caminar hacia la destrucción de los cuerpos intermedios, la laicización del Estado y la nación, y la formación de sociedades inorgánicas, representadas por un criterio únicamente cuantitativo: el número de votos.

Esta transformación, ocurrida desde las últimas décadas del s. XVIII hasta nuestros días, ha facilitado peligrosamente el fenómeno de degeneración pueblo-masa, sabiamente señalado por Pío XII.

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[1] ASS XXXIX [1906] 8-9
[2] Sacrosanctum Oecumenicum Concilium Vaticanum II, Constitutiones, Decreta, Declarationes, Typis Polyglottis Vaticanis, 1974, pp. 154, 162, 285.
[3] Epist. CXXXVIII ad Marcellinum, § 15, in Opera omnia, Migne, t. II, col. 532.
[4] “Hubo un tiempo en que la filosofía del Evangelio gobernaba las naciones. En esa época, el vigor propio de la sabiduría cristiana y su virtud divina habían penetrado en las leyes, en las instituciones, en las costumbres de los pueblos, en todas las categorías y relaciones de la sociedad civil; y la religión instituida por Jesucristo, firmemente establecida en el grado de dignidad que le era justo, florecía en todas partes por el favor de los príncipes y la protección legítima de los magistrados. Entonces el sacerdocio y el imperio estaban unidos por una auspiciosa concordia y por el amistoso intercambio de buenos oficios. Organizada así, la sociedad civil produjo frutos superiores a toda expectativa, cuya memoria vivía y vive aún consignada como está en innumerables documentos históricos que ningún artificio de los adversarios podrá desvirtuar u obscurecer” (ASS XVIII [1885] 169).
[5] Otro aspecto de la legítima participación del Clero en la vida pública nacional fue la existencia en el tiempo del feudalismo de diócesis y abadías cuyos titulares eran, ipso facto y al mismo tiempo, titulares de sus respectivas circunscripciones feudales. Así por ejemplo, los Obispos-Príncipes de Colonia o Ginebra, independientemente de su origen, noble o plebeyo, eran ipso facto, por el propio hecho de ser obispos, Príncipes de Colonia o Ginebra. Uno de estos últimos fue el dulcísimo San Francisco de Sales, doctor de la Iglesia. A la vez que Obispos-Príncipes, existían dignatarios eclesiásticos de graduación menos eminente en la Nobleza; en Portugal, los Arzobispos de Braga, que eran al mismo tiempo Señores de dicha ciudad, y los Obispos de Coimbra eran, ipso facto, Condes de Arganil (desde D. João Galvão, XXXVI obispo de Coimbra, agraciado en 1472 con dicho título por D. Alfonso V), de donde venía que usasen corrientemente el título de Obispos-Condes de Coimbra.

2. El deterioro del orden medieval en los tiempos modernos

Esta organización política, social y económica, se deshizo con la Edad Moderna (cfr. Cap. II). A partir de ella, las sucesivas transformaciones tienden a confundir las clases, y a negar a Clero y Nobleza una situación jurídica especial. Dura contingencia ante la que no deben cerrar los ojos con pusilanimidad.

Pío XII describe ese estado de cosas con precisión: (…)  mirad con intrepidez y valor la realidad presente ; Nos parecería poco digno de vosotros disimularla con eufemismos. La nueva Constitución no os reconoce ya como clase social ninguna misión específica, ningún atributo ni  privilegio, ni en el Estado, ni en el pueblo (6). Punto final de una especie de “caminar fatal” (7).  (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Ante tales “formas de vida bien diversas” (8), la Nobleza y las élites tradicionales no deben ignorar la realidad sino tomar una actitud clara, una conducta propia a las personas de valor: “Mientras los mediocres no hacen sino fruncir el ceño ante la adversidad, los espíritus superiores saben (…) mostrarse ‘beaux joueurs’ (9), conservando imperturbable su porte noble y sereno” (10). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº
[6] PNR 1952, p. 457; Cfr. Capítulo II, 1.
[7] Ibídem.
[8] Ibídem.
[9] Buenos jugadores, que se inclinan lealmente ante la victoria del adversario.
[10] PNR 1952, pp. 457-458.

3. La Nobleza debe mantenerse como clase dirigente en el contexto social, profundamente transformado, del mundo actual

¿En qué consiste este reconocimiento varonil de condiciones de vida que no se está obligado a aplaudir — “se puede pensar lo que se quiera” (11) — pero que constituyen una realidad dentro de la cual se está obligado a vivir?
¿Han perdido la Nobleza y las élites tradicionales su razón de existencia? ¿Deben romper con sus tradiciones y pasado? ¿Deben disolverse en la plebe, borrando todo lo que conservan de altos valores de virtud, cultura, estilo y educación?

Para el Pontífice, las élites tradicionales deben continuar existiendo y teniendo una alta misión: en interés al bien común.  la salvación de la Civilización Cristiana en esta crisis, permaneced firmes en la primera línea. Vuestras cualidades pueden también hoy ser allí excelentemente utilizadas. Vuestros nombres, que (…) resuenan con fuerza en la historia de la Iglesia y de la sociedad civil, traen a la memoria figuras de grandes hombres y hacen resonar en vuestro espíritu la voz admonitora que os recuerda el deber de mostraros dignos de ellos. (12). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Aún más claro queda en la alocución de 1958 (13):
“En particular, recordaréis … cómo el Papa de vuestra infancia y niñez no omitió indicaros los nuevos deberes que las cambiadas condiciones de los tiempos imponían a la Nobleza; que, por el contrario, os explicó muchas veces cómo la laboriosidad había de ser el titulo más sólido y digno para aseguraros la permanencia entre los dirigentes de la sociedad; que las desigualdades sociales, a la vez que os elevaban, os prescribían particulares deberes en pro del bien común; que de las clases más altas podían descender para el pueblo grandes beneficios o graves daños; que, si se quiere, los cambios en la forma de vivir pueden conjugarse armónicamente con las tradiciones de que las familias patricias son depositarias.” (14)

Aún más claro queda en la alocución de 1958 (13):
(…) recordaréis … cómo el Papa de vuestra niñez no omitió indicaros los nuevos deberes que las cambiadas condiciones de los tiempos imponían a la Nobleza; que os explicó muchas veces cómo la laboriosidad había de ser el titulo más sólido y digno para aseguraros la permanencia entre los dirigentes de la sociedad; que las desigualdades sociales os prescribían particulares deberes en pro del bien común; que de las clases más altas podían descender para el pueblo grandes beneficios o graves daños; que los cambios en la forma de vivir pueden conjugarse armónicamente con las tradiciones de que las familias patricias son depositarias. (14). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

El Pontífice no desea la desaparición de la Nobleza en el contexto social profundamente transformado de nuestros días; por el contrario, invita a sus miembros a desarrollar los esfuerzos necesarios para que se mantenga en la posición de clase dirigente también dentro del amplio cuadro de categorías a las cuales toca orientar al mundo actual; y de modo que la presencia de la Nobleza tenga un sentido tradicional, el valor de una continuidad, el sentido de una “permanencia”; de fidelidad a uno de los principios constitutivos de la Nobleza: la correlación entre “las desigualdades sociales” que la “elevaban” y sus “particulares deberes en pro del bien común”.

Así, “los cambios en la forma de vivir pueden conjugarse armónicamente con las tradiciones de que las familias patricias son depositarias.”
Pío XII insiste en que la Nobleza debe permanecer en el mundo de la posguerra, con tal que se muestre verdaderamente insigne por las cualidades morales que la deben caracterizar: tomar parte activa en la curación de las llagas producidas por la guerra, la reconstrucción de la paz, el renacer de la vida nacional, evitando las ‘emigraciones’ o abstenciones; porque aún quedaba en la nueva sociedad un amplio lugar para vosotros si os mostrábais verdaderamente élites y optimates, insignes por vuestra serenidad de ánimo, prontitud para la acción, generosa adhesión. (15) . (Θ txt sintetizado: ver nota ).

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[11] PNR 1952, p. 457.
[12] PNR 1952, p. 459.
[13] Cfr. Capítulo I, 6.
[14] PNR 1958, p. 708.
[15] Ibídem.

4. Mediante una juiciosa adaptación al mundo moderno, la Nobleza no desaparece en la nivelación general

Esa indispensable adaptación no significa para la Nobleza una renuncia a sí misma y a sus tradiciones desapareciendo en la nivelación general sino mantenerse como valiente continuadora de un pasado inspirado en principios perennes, de los cuales el Pontífice realza el más alto: la fidelidad al “ideal cristiano”. (…)  os incitábamos a desterrar el abatimiento y la pusilanimidad frente a la evolución de los tiempos, y a que os adaptárais valerosamente a las nuevas circunstancias, fijando la mirada en el ideal cristiano, verdadero e indeleble título de genuina nobleza. (16) . (Θ txt sintetizado: ver nota ).

Esta es la valiente adaptación que cabe a la Nobleza llevar a cabo. No se trata de renunciar a la gloria de su abolengo sino de conservarla y, lo que es más, actuar en pro del bien común con la “valiosa contribución” que “todavía estáis en condiciones de prestarle”: (…) os hicimos entonces estas advertencias para asegurar a la sociedad la valiosa contribución que todavía estáis en condiciones de prestarle (17)

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[16] Ibídem.
[17] PNR 1958, pp. 708-709

5. Para corresponder a las esperanzas en ella depositadas, la Nobleza debe brillar en los dones que le son específicos

Después de realzar una vez más la importancia de su fidelidad a la moral católica, Pío XII traza un cuadro fascinante de los atributos que la Nobleza debe aportar para corresponder a las esperanzas que en ella deposita. Importa notar que esas cualidades deben brillar en cuanto “fruto de largas tradiciones familiares”, hereditarias, y constituyen, algo de propio y específico de la clase noble:
(…) “Nos preguntaréis tal vez— ¿qué hemos de hacer… para alcanzar tan alto objetivo?”

“ (…) debéis insistir en vuestra irreprensible conducta religiosa y moral, especialmente dentro de la familia, y practicar una sana austeridad de vida. (…) que las otras clases perciban el patrimonio de virtudes y dotes que os son propias, fruto de largas tradiciones familiares. (…) la imperturbable fortaleza de ánimo, la fidelidad y dedicación a las causas más dignas, una tierna y munífica piedad para con los débiles y los pobres, el prudente y delicado modo de tratar los asuntos graves y difíciles, aquel prestigio personal, casi hereditario (…), por el que se llega a persuadir sin oprimir, a arrastrar sin forzar, a conquistar sin humillar el espíritu de los demás, ni siquiera el de vuestros adversarios o rivales”.

 También constituyen estas enseñanzas “(…) la más convincente respuesta a los prejuicios y sospechas (…)”. (18)
El Pontífice enseña aquí a sus ilustres oyentes un modo adecuado de replicar las invectivas del igualitarismo vulgar de nuestro tiempo.

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[18] PNR 1958, p. 709.

6. Incluso los que ostentan desprecio por las antiguas formas de vida no son del todo inmunes al esplendor nobiliario

Pío XII realza el “vigor y fecundidad en las obras” como “características de la genuina Nobleza”, y la incita a que los aporte al servicio del bien común (19).
Parece refutar una posible objeción formulada por aristócratas desanimados ante la oleada de igualitarismo que ya entonces se extendía por el mundo moderno.

Pondera que pueden distinguirse dos tendencias hoy ante la Nobleza: una “conserva un justo respeto a las tradiciones y aprecia su alto decoro”; otra, “que ostenta indiferencia y quizá desprecio hacia las viejas formas de vida, tampoco queda del todo inmune a la seducción del esplendor” nobiliario.

 ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº
[19] ibidem

7. Las virtudes y cualidades específicas de los nobles se comunican a cualquier trabajo que ejerzan

Prosigue aludiendo a que en el régimen político y socio-económico anterior a la Revolución Francesa, ciertas profesiones no eran generalmente ejercidas por los nobles. Su ejercicio podía implicar la pérdida de la condición nobiliaria, como v.gr. el comercio, reservado, generalmente, a la burguesía y al pueblo.

Estas limitaciones fueron desapareciendo hasta el punto de haber sido eliminadas en nuestros días.

El Papa parece también tomar en consideración el hecho de que los trastornos originados por las dos Guerras Mundiales arruinaron económicamente a numerosas estirpes nobles, cuyos miembros quedaron reducidos al ejercicio de actividades subalternas. Se puede hablar incluso de la proletarización de ciertos nobles.
Frente a tan duras realidades, Pío XII estimula a esas estirpes a que no se disuelvan en el anonimato sino que, practicando sus virtudes tradicionales, actúen con “vigor y fecundidad”, y comuniquen así una nota específicamente noble a cualquier trabajo que o se vean obligados a aceptar. Así conseguirán que la Nobleza sea comprendida y respetada, ¡incluso en las más penosas situaciones!

 8. Un altísimo ejemplo: la familia de estirpe real en cuyo hogar nació y vivió el Dios humanado

 Estas altas enseñanzas hacen también pensar en el matrimonio de la estirpe real de David, en cuyo hogar, principesco y obrero, nació y vivió ¡el Dios humanado! (20)
En alocución a la Guardia Noble: Nobles erais aun antes de servir a Dios y a Su Vicario. La Iglesia, a cuyos ojos el orden de la sociedad humana reposa fundamentalmente sobre la familia, por humilde que sea, no desestima aquel tesoro familiar que es la nobleza hereditaria. No la despreció ni el propio Jesucristo: el varón a quien confió la misión de proteger su adorable Humanidad y a su Madre Virgen era de estirpe real: ‘Joseph, de Domo David’ (Luc. I, 27). (21). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

León XII “atestiguaba que la Guardia Noble está ‘destinada a prestar el servicio más próximo e inmediato a nuestra misma persona y, tanto por la finalidad de su institución, como por la calidad de los individuos que lo componen, constituye un Cuerpo que es la primera y más respetable de todas las armas de nuestro Principado’.” (22)

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[20] Cfr. Capítulo V, 6; PNR 1941, p. 363.
[21] José, de la Casa de David.
[22] Discorsi e Radiomessaggi, vol. I, p. 450.

9. La más alta función de la Nobleza: conservar, defender y difundir las enseñanzas cristianas contenidas en las nobles tradiciones que la distinguen

El Pontífice se refiere a la obligación genérica que tienen las “clases altas, entre las cuales está la vuestra” de resistir moralmente a la corrupción moderna: Quisiéramos… que vuestra influencia en la sociedad le evitase un grave peligro, propio de los tiempos modernos. (…); habitualmente son [los vicios y abusos] los que se propagan, y [esto ocurre] hoy con tanta mayor celeridad cuanto más fáciles son los medios de comunicación, información y contacto personal. (23). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

El Santo Padre define más específicamente las características de esa obligación en lo que se refiere a la Nobleza: deber de resistencia a cumplir en el campo doctrinal, que se extiende al de las costumbres. “(…) vigilad y proceded de modo que las perniciosas teorías y los perversos ejemplos nunca cuenten con vuestra aprobación y simpatía, ni mucho menos hallen en vosotros vehículos favorables para la infección ni focos de ella.”
Este deber es elemento integrante de “aquel profundo respeto a las tradiciones por vosotros cultivado, mediante el cual pretendéis distinguiros en la sociedad”. Estas tradiciones son “preciosos tesoros” que la Nobleza ha de guardar “en medio del pueblo”.

 “Ésta puede ser la más alta función social de la Nobleza de hoy; éste es ciertamente el mayor servicio que podéis prestar a la Iglesia y a la patria”, afirma. (24)
Conservar, defender y difundir las enseñanzas cristianas contenidas en las nobles tradiciones que la distinguen: ¿qué más alto uso puede hacer la Nobleza del esplendor de los siglos pasados, el cual aún hoy la ilumina y pone de relieve? (25)

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[23] PNR 1958, p. 710.
[24] Ibídem.
[25] Sobre cuánto predispone y estimula la nobleza de sangre para la práctica de las virtudes cristianas, véase especialmente la admirable homilía de San Carlos Borromeo reproducida en Documentos IV, 8.

10. Es deber de la Nobleza no diluirse en el anonimato, sino resistir al soplo del igualitarismo moderno

 Pío XII insiste en que no se deje diluir la Nobleza en el anonimato al que muchos quieren arrastrarla  al soplo del igualitarismo moderno, y le indica otra función de gran alcance: por la presencia actuante de las tradiciones que irradia, debe contribuir a preservar de un cosmopolitismo descaracterizante los valores típicos de los diferentes pueblos. (26)

Al terminar con paternales bendiciones, hace un especial gesto a favor de la continuidad de la Nobleza, recordando que a los niños de estirpe noble presentes, les toca el grave y honroso deber de ser continuadores en el futuro de sus más dignas tradiciones: A fin de que el Omnipotente corrobore vuestros propósitos y haga realidad Nuestros votos …, descienda sobre vosotros, vuestras familias, especialmente sobre vuestros niños, continuadores … de vuestras más dignas tradiciones, Nuestra Bendición Apostólica. (27). (Θ txt sintetizado: ver nota ).

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[26] PNR 1958, pp. 710-711.
[27] PNR 1958, pp. 711

11. La Nobleza: Categoría particularmente distinguida en la sociedad humana — Deberá rendir cuentas especiales a Dios

Una aplicación más puede ser encontrada en alocución de Juan XXIII al Patriciado y a la Nobleza romana (cfr. Resumen de la de la Poliglotta Vaticana):
“El Santo Padre se complace en realzar que los distinguidos oyentes reflejan aquello que constituye el consorcio humano en su totalidad: una múltiple variedad de elementos, cada cual con su propia personalidad y actuación, a la manera de flores a la luz del sol, y dignas de respeto y honor, cualquiera que sea su magnitud y proporción.
“El hecho…de pertenecer a una categoría particularmente distinguida de la sociedad humana… requiere una adecuada consideración, representa una invitación … para que den más, como conviene a quien más ha recibido y un día deberá rendir cuenta de todo a Dios”.

(…)

“Obrando así se coopera… con la íntima convicción de que hasta lo que de más notable se encuentra en la historia de cada familia debe reforzar su compromiso —precisamente en conformidad con su particular condición social— con el sublime concepto de fraternidad cristiana y con el ejercicio de virtudes particulares: la paciencia dulce y suave, la pureza de costumbres, la humildad y, sobre todo, la caridad. Sólo de esta manera será posible obtener para cada uno [de los integrantes de esa categoría] una grande e imborrable honra!”
(…)

“A fin de estimular las mejores disposiciones de los presentes, el Sumo Pontífice da su Bendición para cada uno y para sus familias (…). Agrega el deseo paternal de que se comporten de un modo tal, que no vivan —como suele decirse— ‘al día’, sino que sientan y manifiesten en la vida de cada día pensamientos y obras según el Evangelio, por el cual fueron marcadas las vías luminosas de la Civilización Cristiana. ¡Quien obra de esta manera sabe desde ahora que su nombre será repetido en el futuro con respeto y admiración!” (28)

También es recordado por Juan XXIII este papel específico de la Nobleza contemporánea el 10 de enero de 1963:
“Quien más ha recibido, quien más se destaca, se encuentra en mejores condiciones de dar buenos ejemplos; todos deben aportar su contribución: los pobres, los humildes, los que sufren, bien como aquellos que han recibido del Señor numerosas Gracias y gozan de una situación que entraña graves y particulares responsabilidades.” (29)

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

[28] Discorsi e Radiomessaggi, vol. II, pp. 565-566.
[29] Ídem, vol. V, p. 348.

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

Θ Nota: las citas de documentos pontificios han sido sintetizadas a los efectos del presente sumario. El lector puede consultarlas en el texto original, disponible online (ver link al comienzo).

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

waterhouse

El Coronel John Ripley colgando encima del río Cua Viet mientras enfurecidos soldados norvietnamitas le disparan. Cuadro pintado por el Coronel Charles Waterhouse.

Un personaje representativo es una persona que capta los ideales, principios y cualidades que una comunidad o nación desea y admira, y los traduce a programas concretos de vida y cultura.

Podemos señalar figuras famosas, como el General George Patton, o también a personas menos conocidas, como el clero abnegado, los maestros dedicados o los jefes comunitarios desinteresados, que arrastran y compenetran a toda la sociedad, y marcan el tono en sus comunidades. La cultura moderna desalienta la existencia de personajes representativos y a cambio propone personajes falsos y no representativos, que corresponden a nuestra sociedad de masas.

RipleyBookCover

Un caballero americano: Vida de John W. Ripley,USMC. Primera biografía completa del gran héroe norteamericano Coronel John Ripley.

RTO

Regreso al Orden – Esclarecedor “best-seller” de John Horvat II.

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

004 Título Rincón de la Conversación Mari Lopez espada

 

Hablábamos en el Rincón anterior de los primeros pobladores católicos de nuestro territorio, que merecen considerarse, con otros héroes de envergadura, Padres de la Patria. Y también tenían a su lado las sufridas y heroicas Madres de la Patria –que no estaban ociosas.

El sexo débil no podía darse el lujo de serlo en el Tucumán acosado por los calchaquíes – ni era propio de aquella España en que Santa Teresa exhortaba a sus monjas del Carmelo a ser fuertes como hombres.

La hoy olvidada Córdoba del Calchaquí, en el N.O. argentino,  tenía sentencia de muerte. Era una audaz avanzada en el valle famoso donde la ciudad hispánica no podía penetrar. Don Juan Calchaquí padre así lo había decretado. Su hijo, en cambio, tendría la gracia de abrirse al apostolado del Padre Barzana, “indio con los indios”, y de beneficiarse de la amistad de un varón de la talla de Juan Ramírez de Velasco, apostólico fundador de ciudades.

Cortadas estaban las acequias y rodeada la ciudadela de enemigos. Sólo quedaba encomendarse a la Virgen y jugarse el todo por el todo.

El hecho emociona: las mujeres de Córdoba de Calchaquí decidieron morir junto a sus maridos. En un descuido de los indios, cargan sobre ellos. Las señoras combaten con espada y rodela, “estimando por menos infortunio morir con las armas en las manos al lado de sus consortes. Con un coraje precipitado se echaron sobre los bárbaros en un momento de descuido, y desde el primer encuentro los arrollaron” en increíble victoria (*).

La posterior destrucción de Córdoba del Calchaquí se debió a la saña y violación de la palabra dada por “el pérfido cacique” don Juan Calchaquí. En esa ocasión -la postrera de la noble ciudad- los pobladores intentaron abandonarla en las tinieblas de la noche, pero los llantos de las criaturas alertaron a los sitiadores.

El legendario Hernán Mexía de Mirabal con seis compañeros se abrió paso  “por entre una espesa multitud”, logrando escapar y llegar a la también desaparecida Nieva. Fuera de él, “ninguno escapó con vida”.

Matrimonio español

Entre estas mujeres de espada y rodela, debemos recordar con admiración a Mari López, heroína de la “Gran Entrada”. Su marido la había entrenado en el manejo de esas armas. Buen ejemplo de armonía conyugal y vigilancia…

Estaban rodeados por indios belicosos, en número muy superior. El plan era arriesgado. Abandonar el real para atacar primero, antes de ser arrasados por un enemigo muy superior en número, dejando a un soldado solo para custodiar unos curacas que estaban de rehenes. Se ofreció un valiente, de nombre Juan Gil, para la osada misión.

¡Qué temple el de esas mujeres! ¡Qué confianza en el amparo de la Providencia, pues eran conscientes de ser –con sus más y sus menos- portaestandartes del Redentor en tierra de paganos a convertir! Cuando Mari López lo oyó, protestó:

“No es tiempo -dijo- de que los hombres tengan las manos quietas. El oficio de guardián ahora me pertenece a mí. Yo sabré guardar a los curacas con mi espada y mi rodela”.

Podemos imaginar su angustia, cuando, sola en el real, custodiando a cuatro curacas,  en cierto momento ve a los indios invadir el campamento, armados con arcos, porras y medias lanzas.

Imaginamos a alguna actriz hollywoodiana dando un alarido y cayendo desmayada. Pero Mari López se mantuvo al acecho y los prisioneros no osaron dar la al-arma.

Fue un gran alivio oir, desde el lugar que los invasores indígenas menos esperaban, el glorioso grito de guerra:

“¡Nuestra Señora, Santiago y a ellos!”

Se dio un gran entrevero. “Al fin triunfaron las armas, la astucia y el brío de los españoles, y los aborígenes se dieron a la fuga…” .

“Cuando se dio por concluida la pelea, los victoriosos fueron a ver cómo estarían los curacas presos… . Llegaron al lugar y ‘hallaron que la Mari López los había muy bien guardado con su espada y su rodela’ ”  (*).

 ¡Qué alto honor cristiano pertenecer a la gran familia argentina, descendiente de tales padres y madres, cuya sangre se cruzó tempranamente con la de los naturales, como anhelaba Isabel la Católica!

Que la Virgen de Luján, Reina y Patrona de esta tierra mariana, nos dé la gracia de estar a su altura en la defensa de nuestra identidad, ante las maniobras insidiodas y masificantes de la Revolución anticristiana y sus agentes, velados o declarados, evidentes o embozados…

 Soldados de la conquista foto 1

Relato extraído de “Devisadero” de luces doradas, en “…aquel reino del Tucumán”;  pasaje basado en datos historiográficos de Teresa Piossek Prebisch, “Los Hombres de la Entrada”, 2ª ed., pp. 133-4.

 

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

 

027 Rincón de la Conversación re el alfér

Paseo Alferez F 129 Avanzan los Camperos de S.S.

Imagen039 venia con bandera Paseo Alferez F 095 El eje Iglesia Cruz Histórica frente al Cementerio Alto del Carmen BUENAAlférez a cab Fiestas Patronales corrida 3 de febr

Los Alférez galopan y pasan ante los Santos Patronos, al frente de la Iglesia, En la procesión, el Alférez Mayor grita: -¡Venia! y todas las banderas relumbran al vuelo en honor de la Virgen y de San Sebastián

-De modo que nunca habías oído hablar de los alférez, salvo del Alférez de Aeronáutica! Se ve que poco has andado tierra adentro…, donde se conserva la Argentina auténtica, la que busca las diversas formas de excelencia acordes a los distintos ambientes y regiones.

-No, de ningún modo niego que también vive en Buenos Aires y en nuestras grandes ciudades, que tienen tanto de admirable. ¿Dónde hay parques como en Palermo, el Rosedal, el parque Urquiza, de Paraná, con su temible yaguareté, y tantos otros que embellecen y  matizan los centros poblados de este gran País?

La Argentina auténtica vive en todo su territorio. Sin conocerlo entero, estoy seguro de ello, pero tienes razón, es un buen tema de discusión.

Pero Alférez de los Santos Patronos, esa original adaptación del antiguo Alférez Real que conducía al combate las pequeñas fuerzas de los Cabildos y guardaba -en su casa- el Estandarte de la ciudad…eso no hay en todas partes. Que yo sepa, sólo en el Noroeste, pero me alegraría saber que no es así y si algún lector puede desmentirme le estaré muy agradecido. Pues el Alférez es un tipo humano noble, es un hidalgo de campo, de rancia estirpe criolla.

Por mis venas corre sangre de una noble santiagueña, de mi corazón la dueña, la más perfumada flor…, le canta el bardo criollo a su Señora madre.

Y ese Santiago que tiene al gran Aguirre cortando el aire con sus estocadas a los 4 vientos…, cuánta hidalguía, qué Madre de Ciudades!!

Sus fundadores sufrieron lo indecible, y es el origen de su grandeza. Los ataques de los indios, la escasez tremenda, el desgaste de las ropas compradas en Talavera de la Reina, reemplazadas por camisas de cabuya del campo. Lo cuenta Teresa Piossek en Poblar un pueblo… o en Los hombres de la Entrada. Su rigor histórico y ricos documentos… no hay novela que los pueda igualar en interés y suspenso… El tañido de un fierro para llamar a la tarde a la oración, a falta de campana… los rezos y los himnos cantados por los vecinos aprendidos en Castilla o Extremadura, de donde traían la imagen que luego volcarían, con el indio austero, con el negro laborioso y alegre, para levantar capillas blancas como copos de Palo borracho.

AguirreDe pronto, un Juan Gregorio Bazán, un Teniente de Gobernador de 4 abolengos perdido en una tierra casi irreal para un vasallo de Felipe II, hacía tocar el fierro a todo vuelo para convocar a aquellos hombrazos. -Señores, las tribus más belicosas se acercan embadurnadas con colores de guerra. Esta madrugada a las 5 partimos, y mañana les haremos frente, ayudados por los fieles Juríes, y al grito de “Santiago y a ellos!”, para salvar esta aldea de Dios perdida en miles de leguas, pues este islote es lo que resta en esta tierra de la cruz Redentora. El Divino Rey nos está viendo y pensando: si mis santiagueños me irán a fallar!… A su lado, el Apóstol caballero, nuestro Patrono, le dice: -Señor, si me dejas, parto en mi caballo blanco a darle fuerza a mis hombres, que son los Tuyos.

De esa pasta nacieron los Alférez. Los hay por todo el Norte. Son los que han nacido como esclavos de la Virgen o del Santo Patrono. En el caso de Sañogasta, aldea señorial que vio nacer el Primer Mayorazgo argentino, sus madres los consagran desde la más tierna edad al mártir San Sebastián, bajo la mirada bendita, maternal y protectora de la Virgen de Copacabana, Nuestra Señora de la Candelaria010 N S de la Candelaria y San Sebastián con multitud

Mira cuánto amor hay en ese pueblo de Alférez -o Alféreces, si prefieres la corrección gramatical al uso común. Esa es el alma del Alférez. Un gran amor, una gran dedicación,  una predisposición heroica a darlo todo en defensa de la Fe. Por eso son elegantes y desfilan con ese garbo, como diciendo sin jactancia: -aquí estamos! Somos pacíficos y respetuosos, pero queremos respeto a nuestras tradiciones!

La lectura y los estudios profundos requieren mucho tiempo sentados, pero no en la montura…, y los Alférez son gauchos, les gusta la acción. Correr las vacas en el campo inalambrable del Cerro, “cortar huella” sabiendo que por aquí pasó la yegua overa con el potrillo colorado, con el macho tinto y “el tostado”. Requiere mucha observación y haber nacido en eso. El Alférez es un hombre inocente. Tiene la sabiduría del niño, que admiraba el propio Nuestro Señor. Las cosas para él son simples, como aquel Kaunitz que prestaba servicios a la gran María Teresa de Austria, que le decía una vez a un jurisconsulto: “Perdón, Señor Doctor… No soy suficientemente abogado para no ver claro en este asunto…”

Estos pueblos tienen una densidad de caballos per cápita que no aparece en las estadísticas. Muchos son los niños que al año o dos ya han dado unos trancos a caballo ayudados por su padre o hermanos mayores. Más tarde, ¡quién los para!

Por eso, con el paso del tiempo, los contingentes de alférez crecen sin cesar. Algunos se vienen de lejos, andan varios días para poder estar en las fiestas para alegría de ellos y de todo el pueblo.

El Alférez es un pregonero implícito de una gran verdad enseñada por el Divino Maestro: “si no sóis como niños, no entraréis en el Reino de los Cielos”…; ni aunque vengan degollando… dirían ellos.

Que la Virgen nos ayude  a tener el espíritu de lo maravilloso que caracteriza al niño, y que debemos mantener toda la vida (la suma de las edades…) , para valorar nuestras verdaderas y épicas tradiciones católicas caballerescas y toda manifestación de excelencia.

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

  008 Clarinadas

007 Olifant pequeño ELITES TRADICIONALES IBEROAMERICANAS: EL VUELO PROFETICO DE SANTA TERESA DE LOS ANDES
Tradición y Acción Perú

El 12 de abril la Iglesia conmemora la fiesta de Santa Teresa de los Andes (1900-1920). Nacida en Santiago de Chile, descendiente de distinguidas estirpes, su nombre de familia es Juana Fernández Solar. A los 14 años Nuestro Señor le hizo saber interiormente que la quería para Él. Con 18 años ingresó en el Carmelo de Los Andes, y dos años después fallecía aquejada de tifus, tras un breve y ejemplar noviciado. Recibió el hábito de profesa in artículo mortis. con el nombre Teresa de Jesús. El papa Juan Pablo II la canonizó solemnemente en 1993 en la Basílica de San Pedro, ante una impresionante multitud. Es la primera chilena en ser elevada a la honra de los altares, y también la primera flor de santidad Carmelita descalza de América.

Dotada de una brillante inteligencia, una excepcional amplitud de horizontes históricos y un profundo sentido católico, a los 17 años Juanita, como era llamada, presentó tres composiciones literarias al Concurso General de la Vicaría, y obtuvo el primer premio.

La primera de esas composiciones se titula expresivamente Demoledores y Creadores. Su contenido asombra por una madurez y profundidad fuera de lo común en una colegiala de apenas 17 años. Su visión de conjunto sobre acontecimientos históricos clave de los Tiempos Modernos coincide notablemente con la perspectiva que Plinio Corrêa de Oliveira traza en su obra Revolución y Contra-Revolución, ya bien conocida de nuestros lectores. Admira también su familiaridad con temas de teología y filosofía de la Historia, así como la noble elevación de lenguaje. Todo ello, sumado a su ardiente fe en el triunfo de la Iglesia, revela una gran alma y constituye un reconfortante ejemplo para todos aquellos que anhelan y luchan por la restauración de la civilización cristiana.

 DEMOLEDORES Y CREADORES*

Juana Fernández Solar


Hay un poder siempre reinante, una dinastía que no conoce ocaso, una luz que jamás se extingue, y este poder ha sido siempre siempre combatido, esta dinastía sin cesar perseguida, esta luz ha estado continuamente circundada de tinieblas. He aquí la eterna historia del poder de la Iglesia; de la dinastía del Papado; de la luz, de la verdad.

Mientras todo pasa y fenece a sus pies, mantienes la Iglesia erguida, porque está sostenida por el poder de lo alto.

Descorramos el telón del escenario de los pueblos modernos, y veremos que en cada siglo, los hijos de la Iglesia tienen que llevar a sus labios la trompeta guerrera. Esta lucha no terminará porque eterno es el antagonismo entre la sombra y la luz. Mientras los hijos de la sombra demuelen, los hijos de la luz regeneran. De allí el título que adoptamos: “Demoledores y Creadores”.

– I –

¿ Qué pasa en el siglo XVI? Los países de Europa se encienden en el fuego de guerra fratricida. En Alemania un astro siniestro se interpone entre las almas y el sol de la verdad. Lutero y sus secuaces dan el grito de guerra, el blanco de sus ataques es la autoridad de la Iglesia. ¡Creed lo que queráis! ¿Cuál es el fruto de esta rebelión? La destrucción de la comunión de ideas. Las naciones se ven inundadas en sangre, las almas envueltas en las tinieblas del error, y la herejía como río desbordado, arrastra a las masas populares, a la nobleza, a los tronos y hasta a los ministros del altar. Los canales por donde Dios derrama las gracias sobre las almas están pues envenenados.

Mas, ¿será posible que el mundo perezca? No, que un nuevo astro surge en el horizonte; es el herido de Pamplona, Ignacio de Loyola, que cae como soldado de un rey terreno y se levanta como guerrero del Rey del cielo. Vedlo alistar una compañía que no ha de manejar el cañón ni empuñar la espada. ¿Queréis conocer sus armas? ¡El Crucifijo! ¿Su divisa? ¡La mayor gloria divina! Sus soldados se derramarán por doquiera, y portadores de la luz de la verdad van dejando tras sí una huella luminosa; luz derraman en Europa, en la controversia, la predicación, la enseñanza; luz derraman en las Indias con Francisco Javier que regenera en las aguas del bautismo millones de almas; luz derraman los soldados de la nueva milicia doquiera que dirigen sus pasos.

– II –

Demos vuelta a la página del siglo XVI y veremos en el siglo siguiente el mismo espectáculo de sombra y luz de demoledores y creadores. En el siglo XVII vemos destacarse entre las sombras una figura de aspecto rígido y severo: Jansenio que arroja el hielo y la sombra por donde pasa. La llama del amor vacila y acaba por extinguirse con su grito impío: ¡Cristo no murió por todos! Huid del Dios del Sacramento, pues podéis enajenaros su voluntad por vuestra indignidad. ¡Huid, huid!, claman los de moledores del siglo XVII, y las almas aterradas huyen, y se hielan y se pierden.

Dios estaba herido en lo más delicado de su amor, el Verbo pronuncia una vez más la palabra creadora que va a hacer brillar la luz en medio de las tinieblas: en Paray-Le-Monial se levanta un sol esplendoroso y vivificante. Jesucristo muestra a una humilde visitandina su Corazón abierto, abrasado en llamas de amor, se queja del olvido de los hombres y los llama a todos con insistencia, La legión jansenista grita: ¡Huid, huid! La voz de Paray-Le-Monial clama en tanto: ¡Venid, venid! La negra bandera del terror cederá ante el hermoso estandarte del amor. ¿Es esto todo? – No, allí está el gran apóstol de la caridad, San Vicente de Paul, que a imitación del Maestro divino, llama al pobre, al enfermo, al niño;para todos hay cabida en su corazón. Su bella legión de Hermanas de la Caridad arranca al infierno millares de almas en el instante supremo. El amor desterrado reanima a las almas. La luz saca a los espíritus de las sombras. El Corazón divino de Jesús y el corazón deificado de Vicente de Paul, hablan de amor: de amor infinito el uno, y de compasión hasta el heroísmo el otro.

– III –

La lucha no ha terminado; el enemigo acecha siempre a la Iglesia. La tempestad es más terrible que nunca en el siglo XVIII, Los corifeos de la maldad, Voltaire y Rousseau se muestran, el primero con la sonrisa burlesca en los labios y la blasfemia en la pluma, el segundo con el sofisma y la confusión en las ideas, y ambos con la corrupción en el corazón. Los pretendidos filósofos quieren explicarlo todo racionalmente, y proclaman a la faz del mundo que no hay Dios, y arrancan a Cristo del corazón de nobles y plebeyos, y aun se atreven a arrancarlo del corazón del niño. ¡Deteneos, infames! Está colmada vuestra medida, ese santuario de inocencia no puede ser traspasado, esos niños pertenecen a Jesucristo! Un apóstol se levanta en nombre del Dios de la infancia. Juan Bautista La Salle, funda las escuelas cristianas, encerrando en el corazón de los niños desvalidos la chispa de la fe que se extingue por todas partes.

¡Guerra al Papa! Es el grito de la falange mortífera. Y en su frenético entusiasmo dice que ya no habrá quien suceda al mártir de la impiedad, a Pío VI. Mas no gritéis tan alto. Dios ha dicho que las puertas del infierno no prevalecerán, y se burlará de vuestros designios. Ved sentado y establecido en el trono un nuevo Papa. Lanzasteis a vuestra noble nación sobre el patrimonio de San Pedro, y he aquí que los cismáticos cumplen inconscientemente su misión: ellos arrojan al invasor y, bajo la seguridad de sus armas vencedoras, nombra la Iglesia un nuevo piloto: ¡es Pío VII!

Conclusión

¡Oh Iglesia, tu poder jamás será destruido! Las tinieblas cubrieron la faz del universo en la aurora del Tiempo y, al “Fiat lux”, huyeron vencidas. Más tarde las sombras de la idolatría cubrieron al mundo antiguo, vino el Verbo y disipó las tinieblas, porque el Verbo era la Luz. Hoy las sombras cubren de nuevo al orbe cristiano; mas allí está la palabra de Cristo, Verdad eterna: “Aquel que me sigue y cumple mi palabra no anda en tinieblas”.

¡Oh palabra de vida! ¡A Ti amor eterno, a Ti eterna felicidad!


[*] TERESA DE LOS ANDES – Obras completas, pp. 679 a 684; Editorial Monte Carmelo, Burgos, 1995.

http://www.tradicionyaccion.org.pe/spip.php?article385

007 Olifant pequeño ALGO IMPIDIO AL JIHADISTA DEGOLLAR AL PADRE NIRWAN

http://www.religionenlibertad.com/algo-impidio-al-yihadista-degollar-al-padre-nirwan-quien-eres-que-49116.htm

007 Olifant pequeño VI CONGRESO NACIONAL FAMILIA Y VIDA, DE LA RED FEDERAL DE FAMILIAS

congreso-nacional-familiaLos días 7 y 8 de Mayo se celebrará en la ciudad de Rosario el VI CONGRESO NACIONAL DE FAMILIA Y VIDA organizado por la Red Federal de Familias.

Tendrán lugar Conferencias Magistrales, diversos paneles y debates

http://www.jaecrosario.com.ar/index.php?option=com_content&view=article&id=1660:vi-congreso-nacional-familia-y-vida&catid=107:pastoral&Itemid=645

007 Olifant pequeño EL GENOCIDIO DE LA VENDÉE: LAS PRUEBAS DE LA DETERMINACION ANTICATOLICA DE LA REVOLUCION FRANCESA

Chouannerie Cathelineau

Los chouans fueron víctimas del odio anticatólico de la Revolución Francesa

http://www.religionenlibertad.com/el-genocidio-de-la-vendee-las-pruebas-de-la-determinacion-anticatolica-49016.htm


007 Olifant pequeño EL SUDARIO DE OVIEDO Y LA SABANA SANTA DE TURIN PERTENECIERON A LA MISMA PERSONA

  Santo Sudario

Un reciente estudio realizado con la Sábana Santa de Turín y el Sudario de Oviedo estaría confirmando lo que la tradición viene señalando desde hace siglos: que las dos piezas de tela, pertenecieron a la misma persona.

 http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=26379

007 Olifant pequeño CARDENAL MÜLLER: LA IGLESIA SIEMPRE HA DICHO “ESTO ES VERDADERO, ESTO ES FALSO”

En el libro «Informe sobre la esperanza. Diálogo con el cardenal Gerhard Ludwig Müller», publicado por la BAC, recuerda que la Iglesia siempre ha dicho lo que es verdadero y lo que es falso, y critica a los que usan frases sueltas y fuera de contexto del papa Francisco para ir contra la moral sexual católica.

http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=26291

007 Olifant pequeño LOS FIELES DE SAÑOGASTA SE PREGUNTAN: ¿POR QUE OBSTRUIR EL PASO DE LOS ALFERECES ALREDEDOR DE LA CRUZ MISIONAL?

martes, 26 de abril de 2016

Muchos fieles católicos se preguntan: ▪¿Por qué obstruir el paso de los Alféreces a caballo alrededor de la cruz misional continuando 3 siglos y medio de tradición?

Obstrucc a los alferez y Paso de los alferez uso 17mar16 2

Si prospera el proyecto impulsado por el Párroco (izq.), una tradición riojana varias veces centenaria correrá peligro: el señorial desfile de los Alféreces de San Sebastián. Ayúdenos a defender lo nuestro!

 

Lo que muchos fieles católicos de Sañogasta se preguntan: 

▪En un pueblo típico de los Nevados de Famatina, ¿por qué tapar la tradición con 6 (¡seis!!) “aulas de catequesis” modernas?

La voz de los Papas:

▪San Pío X: “los verdaderos amigos del pueblo no son revolucionarios ni innovadores, sino tradicionalistas”

▪Francisco I a los hispanoamericanos en EE.UU.: “No se avergüencen nunca de sus tradiciones”

▪¿Por qué obstruir el paso de los Alféreces a caballo alrededor de la cruz misional continuando 3 siglos y medio de tradición?

▪Especialista en patrimonios históricos: “De edificarse el proyecto de las aulas, no sólo invadiría el espacio que enmarca al Monumento histórico sin contemplar mínimamente el lenguaje de la Iglesia, sino que alteraría de manera drástica a la Procesión , tan cara a todo el pueblo de Sañogasta, que lleva más de 350 años haciéndola”.

▪Soluciones verdaderas y accesibles, propuestas por vecinos del pueblo: ¿por qué no son tenidas en cuenta por las autoridades eclesiásticas?

▪¿No se debe estimular el sentido artístico de los que se están formando?

▪¿No se debe buscar el reflejo de Dios en la arquitectura, conforme a las enseñanzas de San Pablo?

 

http://aristocraciacatolica.blogspot.com.ar/2016/04/muchos-fieles-catolicos-se-preguntan.html

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

SLMGEl 28 de abril se celebra la fiesta litúrgica de San Luis María Grignion de Montfort, gran apóstol mariano precursor de la reacción católica y monárquica anti-Revolución Francesa de la Vendée.  En su homenaje presentamos estas notas inspiradas en la Introducción a la edición argentina de la famosa obra del Prof. Plinio Corrêa de Oliveira, “Revolución y Contra-Revolución”

SLMG Vendée Realeza de NS SDP RCr

CON ACENTOS DE FUEGO Y DE REACCION, LA PREDICA DE SAN LUIS MARIA GRIGNION de MONTFORT

Cuando en 1789 la creciente lo arrastraba todo, y los ‘imprevisores’ lloraban, huían o morían, sólo chocó contra un obstáculo. Fue la Chouannerie, flor caballeresca y santa, nacida del apostolado de San Luis María Grignion de Montfort… (Plinio Corrêa de Oliveira)

Los valles y cerros del Noroeste, escenario de épicas guerras de partidas en defensa de las libertades legítimas, parecen un marco adecuado para evocar la prédica de San Luis María de Montfort en las aldeas, ciudades, bosques y valles de la Francia del Antiguo Régimen, en el mes en que se celebra su fiesta. Pues fue, esencialmente, un apóstol de poblaciones rurales que se levantaron en defensa del Reino Cristianísimo,  amenazadas por la Revolución gnóstica e igualitaria.

Su palabra no se limitaba a enseñar las verdades de la Fe en términos genéricos sino que estaba adaptada estratégicamente a combatir los males del momento con enseñanzas oportunas. De ahí su repercusión y sorprendente actualidad…, pues los errores que generaron la Revolución Francesa están en la médula de los males actuales.

Ahora bien, su “aggiornamento” no tenía nada en común con la tendencia progresista a buscar a toda costa un consenso relativista que caiga bien al enemigo. Capaz del diálogo afable y atrayente, San Luis María no perdía de vista el papel de los pecados y la influencia del espíritu de las tinieblas en la inmensa lucha movida por la impiedad contra la Iglesia y la Civilización Cristiana. Su diagnóstico de los problemas nunca olvidaba esos elementos. Lejos de ciertos progresistas, no pensaba que polemizar con los enemigos del orden católico fuese siempre un error y un pecado contra la caridad.800px-Pompadour6

Jean_d'Alembert

La sociedad francesa estaba gravemente enferma. Dos tipos de psicologías predominaban: los laxos y los rigoristas. Los laxos llevaban una vida de sensualidad y desenfreno que conducía a la disolución,  al escepticismo y a la pérdida de la Fe; y los rigoristas estaban imbuidos de un moralismo jansenista, calvinista y sombrío, contrario también a la Fe, que conducía a la desesperación y a la rebelión.

La inmoralidad y la impiedad: Mme. Pompadour y el cínico filósofo d’Alambert.Cornelio Jansenio, padre del jansenismo,  por Jean Morin

200px-Cornelius_Jansen

Mundanismo y jansenismo eran dos polos que ejercían una nefasta atracción, aún en los ambientes y personas considerados mejores. Como suele pasar con los extremos del error, ambos llevaban a un mismo resultado. Nada más normal que la coligación de los errores extremos y contrarios frente al apóstol que predicaba la doctrina católica auténtica, dice Plinio Corrêa de Oliveira (*), y así el odio de las dos corrientes cayó sobre el Apóstol de la Verdad.  Al mismo tiempo, sus sermones sacudían las almas y movían a la contrición y al entusiasmo, y las personas liberadas de esa carga moral y espiritual destruían objetos y libros infames y degradantes en memorables actos de fe públicos.

Su obra de regeneración moral tenía un sentido fundamentalmente sobrenatural y piadoso. Estaba centrada en Jesucristo crucificado, sus llagas sacratísimas, los Dolores de María, y promovió la erección de un gran Calvario en Pont-Château (en la zona de Morbihan, célebre por sus guerreros contra-revolucionarios chouans), que sería el punto de convergencia del movimiento espiritual suscitado por él.

Pues en la Cruz veía nuestro Santo la fuente de una superior sabiduría, que enseña al hombre a ver y amar en las cosas creadas manifestaciones y símbolos de Dios; a poner la Fe por encima de la razón orgullosa; la Fe y la lógica por sobre la rebelión de los sentidos;  y la moral sobre la voluntad desordenada. Asimismo, lo espiritual por encima de lo material, lo eterno por sobre lo contingente y transitorio.

Su prédica, ajena a todo calvinismo, era suavizada por una tiernísima devoción a la Ssma. Virgen. Puede decirse que nadie Ilevó más alto que él la devoción a la Madre de Misericordia. Nuestra Señora, Mediadora necesaria -por elección divina- entre Jesucristo y los hombres, fue el objeto de su continua admiración amorosa, el tema que suscitó sus meditaciones más profundas y originales, inspiradamente geniales. En torno de la Mediación Universal de María -hoy verdad de Fe- construyó toda una mariología que es el mayor monumento de todos los siglos a la Virgen Madre de Dios.

En la nota siguiente (continuar más adelante) veremos la persecución que se levantó contra él y cómo se reveló su espíritu de profecía. Y la reacción surgida en la Vendée al explotar la Revolución Francesa:

“Cuando en 1789 la creciente lo arrastraba todo, y los ‘imprevisores’ lloraban, transigían, huían o morían, sólo chocó contra un obstáculo. Fue la Chouannerie, flor caballeresca y santa, nacida del apostolado de San Luis María Grignion de Montfort. Son los premios de quienes saben prever” (**).

 Chouannerie d'Elbée

Notas y fuentes bibliográficas

(*) “Revolución y Contra-Revolución”, edición on line, Introducción a la edición argentina. Tradición, Familia, Propiedad, 1992.

(**) Plinio Corrêa de Oliveira, “El Reino de María, realización de un mundo mejor”, Catolicismo nº 55, julio de 1955).

Marie-Claire et François Gousseau, “St Louis-Marie”, Ed. M.A.M.E., Francia, 1963

Marcel Lidove, “Les Vendéens de 93”, Ed. Le temps qui court, Francia, 1971

Louis Le Crom, Montfortain, “Un Apôtre marial”, Saint Louis-Marie Grignion de Montfort (1673-1716), Calvaire Montfort, Pont-Château, Loire-Inférieure, Francia, 1942

SAN LUIS MARIA de MONTFORT y el ROL de la SSMA. VIRGEN en la LUCHA contra la REVOLUCION ANTICRISTIANA (2ª nota)

N S del Buen Suceso.jpg para envio

Nuestra Señora de El Buen Suceso –

montfort

Al calor de su prédica vigorosa contra laxos escépticos y amargos rigoristas, San Luis María Grignion de Montfort escribió la Carta Circular a los Amigos de la Cruz, el Tratado de la Divina Sabiduría y el Tratado de la Verdadera Devoción, “trilogía admirable, toda de oro y de fuego, de la cual se destaca como obra maestra entre las obras maestras, el Tratado de la Verdadera Devoción…” [i] (ver nota anterior).

Acción de tal envergadura se hizo sentir en el campo enemigo y así nuestro Santo fue un gran perseguido. “Un vendaval furioso, movido por los mundanos, por los escépticos enfurecidos ante tanta Fe y tanta austeridad, y por los jansenistas indignados ante una devoción insigne a Nuestra Señora, de la cual dimanaba una suavidad inefable, se irguió contra su prédica. De ahí se originó un torbellino que levantó contra él, por así decir, a toda Francia” (Plinio Corrêa de Oliveira, Introd a Revolución y Contra-Revolución para la ed. argentina, ver nota i).

101px-Kardinal-fleury

Autoridades eclesiásticas mandaban interrumpir sus ‘autos de fe’ contra la inmoralidad… El Rey Sol mandaba demoler su Calvario de Pont-Château. Los Obispos le prohibían predicar en sus Diócesis, con sólo dos excepciones…

SLMG Vendée Realeza de NS SDP RCr

“Ante ese inmenso poder del mal, nuestro Santo se reveló profeta. Con palabras de fuego, denunció los gérmenes que minaban la Francia de entonces y vaticinó una catastrófica subversión que de ellos habría de derivar”. “El siglo en que San Luis María murió no terminó sin que la Revolución Francesa confirmase de modo siniestro sus previsiones” (ibid.).

LaRocheJaquelein autocorrecc

El Marqués de La Rochejacqeleine, gran jefe vendeano

Las regiones donde tuvo libertad de predicar, y en las que las masas humildes lo siguieron, fueron aquellas en que los chouans se levantaron, armas en mano, contra la impiedad y la subversión. Descendientes de los campesinos misionados por él, habían sido preservados de los gérmenes de la Revolución anticristiana, como una simiente preciosa de reacción católica [ii].

♦El nexo entre el Tratado de la Verdadera Devoción a la Ssma. Virgen y Revolución y Contra-Revolución – Rol del orgullo y de la impureza

Analizando este episodio exponencial de la lucha plurisecular entre la Revolución anticristiana y la Contra-Revolucion podemos preguntarnos: ¿Cuál es el nexo entre el Tratado de la Verdadera Devoción a la Ssma. Virgen y Revolución y Contra-Revolución, obra pinacular de Plinio Corrêa de Oliveira sobre el fenómeno supremo de nuestros días? Intentaremos sintetizar algunas ideas del magistral autor dos veces elogiado por la Santa Sede, recomendando al lector que profundice el tema acudiendo a las fuentes[iii].

La Revolución es un inmenso proceso de tendencias, doctrinas y transformaciones derivado, en último, casi “ultimísimo” análisis, de una deterioración moral nacida de dos vicios fundamentales: el orgullo y la impureza.

La constelación de ideas y enseñanzas de la Iglesia y la visión del universo que Dios creó, despiertan en el hombre virtuoso y puro una amorosa admiración. Pero si cede en algo a esos dos vicios se va creando en él una incompatibilidad profunda con esa visión.

Esta puede arrancar con una antipatía por el carácter jerárquico de la Iglesia, que más tarde puede trasladarse a la esfera del orden jerárquico de la sociedad y la familia. Llevado por tal igualitarismo nacido del orgullo, puede llegar a condenar toda y cualquier desigualdad y  jerarquía.

La impureza: la persona impura tiende al liberalismo, la irrita la existencia de un precepto, de un freno que circunscriba el desborde de sus sentidos. Siente aversión al principio de autoridad. El anhelo de un mundo anárquico, sin leyes ni poderes constituidos, es el punto extremo del liberalismo generado por la impureza.

Del orgullo y del liberalismo nace el deseo de igualdad y libertad totales, médula del comunismo.

♦La gnosis es la doctrina de la Revolución

Se configura así una concepción diametralmente opuesta a la obra de Dios, toda una visión gnóstica y revolucionaria del Universo, ya que la gnosis –íntimamente ligada al comunismo- odia la individuación, que es la fuente de la desigualdad y la jerarquía. (Odia el ser e impulsa el no-ser colectivista y masificante).

Sin el orgullo y la sensualidad la secular Revolución que viene destruyendo la Cristiandad no sería posible ni existiría como movimiento organizado.

♦Carácter moral y religioso del fenómeno revolucionario y de la lucha contra-revolucionaria

Dado el carácter moral del orgullo y la sensualidad, todo el problema de la Revolucíón y la Contra-Revolución es principalmente moral. Si es moral, tiene mucho que ver con lo religioso: moral y religión están indisolublemente conectadas. Por tanto, la lucha entre ambas es esencialmente religiosa.

Si es una crisis moral y religiosa lo que da origen al espíritu de la Revolución, sólo puede ser evitada o remediada con el auxilio de la gracia, ayuda sobrenatural concedida por Dios al ser humano debilitado por el pecado original. Pues para cumplir los mandamientos, según la doctrina católica, es necesaria la ayuda de la gracia.

♦El papel de la Ssma. Virgen, Medianera de todas las gracias

Proviniendo de la gracia toda preservación o toda regeneración moral auténtica, entra por los ojos el papel de la Ssma. Virgen en esta lucha. La gracia depende de Dios pero El, por un acto libre de su voluntad, quiso hacer depender de Ntra. Sra. la distribución de las gracias, pues es el canal, el acueducto, por donde ellas pasan, como enseña San Luis María. Así, su auxilio es indispensable para que no haya Revolución o para que ésta sea vencida por la Contra-Revolución.

Por lo tanto, la devoción a Ella es condición sine qua non para que la Revolución sea aplastada y venza la Contra-Revolución.

♦Una nación fiel se estructura con sabiduría

“Si una Nación fuere fiel a las gracias necesarias y suficientes que recibe de Nuestra Señora, y si se generalizara en ella la práctica de los Mandamientos, es inevitable que la sociedad se estructure bien. Porque con la gracia viene la sabiduría, y, con ésta, todas las actividades del hombre entran en sus cauces.”

♦Contraste con la civilización contemporánea, construida sobre el rechazo de la gracia

Si analizamos el estado en que se encuentra la civilización contemporánea vemos que, construida sobre el rechazo de la gracia, alcanzó algunos resultados estrepitosos que, al mismo tiempo, devoran al hombre. Es nociva para la sociedad en la medida en que tiene por base el laicismo (negación de Dios, sus derechos, su poder y su acción), y viola el Orden Natural enseñado por la Iglesia.

Pero el problema va más allá: “La Revolución no es el fruto de la mera maldad humana. Esta última abre las puertas al demonio, por el cual se deja estimular, exacerbar y dirigir”.

Una explosión de pasiones desordenadas tan profunda y general como la que originó la Revolución no habría ocurrido sin una acción preternatural, ni los hombres alcanzarían los extremos de crueldad, impiedad y cinismo a los que la Revolución llegó tantas veces.

Y el alcance de este factor de propulsión depende de que Nuestra Señora fulmine con un acto de imperio que descargue sobre el infierno, para que éste desaparezca de la escena humana, como bien muestra San Luis María al tratar del rol de la Virgen “en estos últimos tiempos”[iv] y comentar la célebre maldición lanzada por Dios a la serpiente y sus secuaces en el Génesis: “Ella te aplastará…”[v].

“Por lo tanto, los enormes fautores de la Revolución y de la Contra-Revolución que son respectivamente el demonio y la gracia, dependen de su imperio y su dominio”.

¿Qué es la Realeza de Nuestra Señora? ¿Existe un régimen marial en el gobierno del universo?

¿Qué es, en esta perspectiva, la Realeza de Nuestra Señora? ¿Existe un régimen marial en el gobierno del universo? ¿Cuál es el papel que la Iglesia le atribuye en la derrota de sus enemigos? ¿En qué consiste la esclavitud mariana enseñada por San Luis María y qué efectos produce en el alma y en la sociedad? El Reino de María: ¿una era de fe y virtud que será inaugurada con una victoria espectacular de la Ssma. Virgen sobre la Revolución?

Abordaremos estos tópicos en un tercer artículo, final, de esta serie consagrada a San Luis María Grignion de Montfort, en este mes montfortiano, en que la Santa Iglesia celebra su fiesta el 28 de abril.

 ***********************************************

[i]           Plinio Corrêa de Oliveira, Introducción especial para la edición argentina de “Revolución y Contra-Revolución”, ed online: http://rcr-una-obra-clave.blogspot.com/

 

[ii]              M. Lidove, “Les Vendéens de 93”, Le temps qui court, pp. 31 y ss.; Louis Le Crom, montfortain, “Un Apôtre marial – Saint Louis-Marie Grignion de Montfort”, cap. XIII – Dans la future Vendée militaire, pp. 252 y ss.,  Libr. Mariale, Calvaire Montfort, Pont-Château

[iii]              Introducción citada en la nota i.

[iv]             San Luis María designaba como “últimos tiempos” a los que van desde los días en que él vivió (Antiguo Régimen pre-Revolución Francesa) hasta los que precederán a la venida del Anticristo. Esperaba, de conformidad con las revelaciones sobrenaturales hechas a incontables santos y almas virtuosas, y el propio mensaje de Fátima –entre otros de la Madre de Dios-, un período de triunfo del Inmaculado Corazón de María, de restauración y auge de la civilización cristiana, que podrá durar muchos siglos; período que terminará con las probaciones y apostasía finales que antecederán inmediatamente el fin del mundo.

[v]              Ver Tratado de la Verdadera Devoción. Asimismo ver traducción del original francés y comentarios al respecto: http://ipsaconteret.blogspot.com/

 

 

CLARINADA PROFÉTICA de SAN LUIS MARÍA GRIGNION de MONTFORT: EL REINO de MARÍA que VENDRÁ (3ª. nota)

Coronac N Sra por SSma Trin colonial II DSC00041

Los grandiosos horizontes comentados en los artículos anteriores llevan a plantear ítems cuya importancia no puede subestimar ninguna persona interesada en el triunfo del bien en estos tiempos:

  • La Realeza de Nuestra Señora

  • El régimen marial de gobierno del universo

  • El rol que la Iglesia le atribuye en la derrota de los enemigos de la Fe

  • Los frutos de la esclavitud mariana en las almas y en la sociedad

  • Cómo será la victoria que inaugurará el Reino de María por él anunciado

En su introducción a Revolución y Contra-Revolución, Plinio Corrêa de Oliveira aborda estas supremas cuestiones[i]. Nos valemos de sus comentarios para presentar algunos trazos esenciales.

DrPlinio El Dr. Plinio Corrêa de Oliveira, incansable escritor, dirigente y hombre de acción, que consagró su vida a luchar contra la Revolución igualitaria mundial y por el Reino de María anunciado por San Luis Ma. de Montfort y las Revelaciones de Nuestra Señora de Fátima

“La consideración de este soberano poder de Nuestra Señora nos aproxima a la idea de la Realeza de María”. Aunque sumisa en todo a la voluntad de Dios, implica un auténtico poder de gobierno personal.

En su papel de Reina del Universo, su misericordia maternal llega al extremo.  Dios la puso en ese puesto para gobernarlo teniendo en vista especialmente al pobre género humano decaído y pecador, como regio instrumento del Amor divino.

 “Hay, pues, un régimen verdaderamente marial en el gobierno del Universo.”

Vimos en las notas anteriores[ii] que los enormes fautores de la Revolución anticristiana y de la Contra-Revolución –el demonio y la gracia, respectivamente- dependen, por voluntad divina, del imperio y dominio de la Ssma. Virgen. En ese sentido, depende de Ella la duración de la Revolución y la victoria de la Contra-Revolución.

A veces interviene directamente en los acontecimientos  como lo hizo en Lepanto. ¡Cuán numerosos son los hechos en que quedó clara su intervención!  Vemos así hasta qué punto es efectiva su Realeza.

 

La Iglesia le canta: “Tú sola exterminaste las herejías en el mundo entero”. “Eso equivale a decir que Ella dirige la Historia, porque quien dirige el exterminio de las herejías, dirige el triunfo de la ortodoxia, y al dirigir una y otra, dirige la Historia en lo que tiene de más medular”.

Por el contrario, cuando disminuye la devoción a la Medianera de todas las gracias, los pueblos quedan como un monte seco que cualquier chispa puede incendiar, como ocurrió en la Revolución Francesa.

Estas -y otras- consideraciones sacadas de la enseñanza de la Iglesia abren perspectivas para el Reino de María, una era histórica de Fe y de virtud que será inaugurada con una victoria espectacular de Nuestra Señora sobre la Revolución.

En esa era el demonio será expulsado y volverá a los antros infernales, y Nuestra Señora reinará sobre la humanidad por medio de las instituciones que para eso escogió.

San Luis Grignion de Montfort es un profeta que anuncia esa venida: “¿Cuándo vendrá ese diluvio de fuego del puro amor que debéis encender sobre toda la tierra de manera tan dulce y tan vehemente que todas las naciones, los turcos, los idólatras, los propios judíos se abrasarán en él y se convertirán?” (cfr. “Oración Abrasada”, in Obras Completas de San Luis María Grignion de Montfort, Ed. BAC, pág. 600).

Ese diluvio que lavará la humanidad, inaugurará el Reino del Espíritu Santo que él identifica con el Reino de María, una era de florecimiento de la Iglesia como hasta entonces nunca hubo. Afirma que “el Altísimo con su Santísima Madre, deben formarse grandes Santos que sobrepujarán en santidad la mayoría de los otros Santos, como los cedros del Líbano exceden a los pequeños arbustos” (cfr. Obras Completas de San Luis María Grignion de Montfort, ibid., pág. 464).

Considerando los grandes Santos que la Iglesia ya produjo, quedamos deslumbrados con la envergadura de los que surgirán al aliento de Nuestra Señora. Nada es más razonable que imaginar un crecimiento enorme de la santidad en una era histórica en la cual la actuación de Nuestra Señora aumente también prodigiosamente.

Podemos, pues, decir que San Luis María Grignion de Montfort, sobre todo con su autoridad de santo canonizado por la Iglesia, da peso y consistencia a las esperanzas que brillan en muchas revelaciones particulares, de que vendrá una época en la cual Nuestra Señora verdaderamente triunfará.

Aunque la Realeza de Nuestra Señora tenga una soberana eficacia en toda la vida de la Iglesia y de la sociedad temporal, se realiza en primer lugar en el interior de las almas; del santuario interior de cada alma, es desde donde se refleja en la vida religiosa y civil de los pueblos considerados como un todo.

El Reino de María será, pues, una época en que la unión de las almas con Nuestra Señora alcanzará una intensidad sin precedentes en la Historia. ¿Cuál es la forma de esa unión en cierto sentido suprema? No conocemos medio más perfecto que la sagrada esclavitud a Nuestra Señora.

Considerando que Ella es el camino por el cual Dios vino a los hombres y éstos van a Dios, y la Realeza universal de María, nuestro Santo recomienda que el devoto de la Virgen se consagre a Ella enteramente como esclavo. Esa consagración es de una radicalidad admirable. Abarca  los bienes materiales del hombre, el mérito de sus buenas obras y oraciones, su vida, su cuerpo y su alma. Es sin límites porque el esclavo por definición nada tiene de propio.

A cambio de esa consagración, Nuestra Señora actúa en el interior de su esclavo de modo maravilloso, estableciendo con él una unión inefable.

Los frutos de esa unión se verán en los Apóstoles de los Ultimos Tiempos, cuyo perfil moral es trazado a fuego por el Santo en su famosa “Oración Abrasada”.

Los varones portentosos que lucharán contra el demonio por el Reino de María, conduciendo gloriosamente hasta el fin de los tiempos la lucha contra el demonio, el mundo y la carne, son descriptos por San Luis como magníficos modelos que invitan a la perfecta esclavitud a Nuestra Señora a quienes, en los tenebrosos días de hoy, luchan en las filas de la Contra-Revolución.

Queda así esbozado un camino glorioso para quienes quieran combatir eficazmente por el triunfo de la Ssma. Virgen, la Santa Iglesia y la civilización cristiana.

[i]           Introducción a la edición argentina de Revolución y Contra-Revolución, versión on line – Una obra clave: Revolución y Contra-Revolución

            http://rcr-una-obra-clave.blogspot.com/

 

[ii]          1. “Con acentos de fuego y reacción, la prédica de San Luis María Grignion de Montfort”; 2. “San Luis María de Montfort y el rol de la Ssma. Virgen en la lucha contra la Revolución Anticristiana”ARGENTINA, SEÑORIO Y ESPLENDOR

            http://argentinagrandeza.blogspot.com/

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

El presente sumario (notas 6 bis y 7 bis) corresponde a las notas 6 y 7 de la Visión de Conjunto

http://nobleza.org/nobleza-y-elites-cap-i-ii-deshaciendo-objeciones-previas-vision-de-conjunto-6/

http://nobleza.org/nobleza-y-elites-cap-i-conclusion-deshaciendo-objeciones-previas-vision-de-conjunto-7/

010 Selección temática

3. Objeciones antinobiliarias impregnadas del espíritu igualitario de la Revolución Francesa
•Nobleza, élites: ¿Por qué se trata sólo de ellas?
•La sociedad saturada de prejuicios radicalmente igualitarios, aún en quienes no lo esperaríamos. Ejemplo: clérigos entusiastas de la trilogía revolucionaria libertad, igualdad, fraternidad, olvidando que era interpretada con sentido anticristiano.
•También en estirpes ilustres, nobles o de élites tradicionales, fructificó el ejemplo del Duque de Orleáns, Philippe Egalité, noble revolucionario por excelencia.
•Cuando León XIII publicó la enc. Rerum Novarum, hubo quienes objetaron que se trataba de materia económica ajena al Papa.
•Habrá lectores que piensen qué tiene que ver un Papa con la Nobleza y las élites, tomadas como vestigio arcaico del mundo feudal que la evolución histórica eliminará. Le cabía a Pío XII al menos no obstaculizar esa evolución.
•¿Con qué intención trató él la cuestión en un sentido que agrada a los espíritus contrarrevolucionarios como el de quien recogió aquí su doctrina, la anotó y la ofrece a la publicidad?
•Respuesta: el Pontífice indica el profundo sentido moral de su intervención realzando el papel legítimo de la Nobleza de acuerdo al Derecho Natural y la Revelación. Muestra las riquezas de alma que caracterizaron la Nobleza, que continúa siendo la guardiana de dichas riquezas, con la elevada misión de afirmarlas e irradiarlas en el mundo contemporáneo.
•Ello no obstante la condición modesta actual de muchos nobles; a éstos les recuerda su honrosísima analogía de situación con la de San José, Príncipe de la Casa de David, modesto carpintero, pero padre legal del Verbo Encarnado y casto esposo de la Reina de todos los Angeles y Santos.
4. Las enseñanzas de Pío XII, escudo valioso frente a los oponentes de la Nobleza
•Lectores nobles –ante una vida acorde a las influencias recibidas del hogar paterno- podrán preguntarse qué provecho podrá traerles este estudio.
•¿Estaría tan clara en su espíritu la raíz religiosa de esos deberes y su fundamentación en documentos pontificios?
•Juzgar inútil el estudio de tales documentos sería muestra de superficialidad de espíritu y formación. La integridad moral del católico no fundada en el conocimiento de las enseñanzas de la Iglesia carece de base seria y corre peligro de derrumbarse en estos días.
•Contra las seducciones y presiones sociales, la formación doméstica no basta sin sustento en la Fe y observancia de los mandamientos, la Piedad y el recurso frecuente a los Sacramentos.
Es de gran aliento para el aristócrata católico saber que su modo tradicional de pensar y actuar encuentra base firme en las enseñanzas del Vicario de Cristo; máxime estando sujeto a incomprensiones que pueden exponerlo a sentir una vil vergüenza y abandonar su condición.
•Ellas le servirán de escudo valiosísimo frente a los adversarios de la Nobleza, quienes se verán obligados a reconocer que su estilo de vida fiel a su fe y tradiciones procede de una fuente de inspiración altísima y universal, la doctrina tradicional de la Iglesia.
•Sus oponentes podrán odiar dichas enseñanzas pero no lograrán rebajarlas a la categoría de elucubración individual.
•Tal vez no los persuada pero impondrá a su ofensiva una mengua dialécticamente muy ventajosa. Sobre todo si se trata de un católico o, pro dolor!, un sacerdote.
•En la crisis trágica en que se debate la Iglesia* -Pablo VI utiliza la expresión ‘autodemolición’, afirmando que ‘ha penetrado el humo de Satanás en el templo de Dios’ -, no es difícil que esto ocurra ni que pretenda apoyarse en pasajes de la S. Escritura. (*) N.R. v. amplia nota bibliográfica.
Es de gran importancia, para el noble o el miembro de élites, apoyarse en las enseñanzas de Pío XII, sus antecesores y sucesores; su oponente se verá en la contingencia de confesar su error o afirmarse en expresa contradicción con ellas.
5. Nociones intuitivas e implícitas no bastan – Riqueza de conceptos con que Pío XII trató del asunto
•Discusiones pro y contra la institución nobiliaria. Existe en ellas noción de su esencia, razón constitutiva y fidelidad a la Civilización Cristiana. Ello no basta para una discusión concluyente. La bibliografía contraria es más fácil de encontrar. Desventaja de quienes propugnan la Nobleza.
•La actualizada apología de la Nobleza y élites tradicionales es desarrollada por Pío XII con altura de miras, riqueza de conceptos y concisión, un motivo más para difundir la presente obra.
6. ¿Alocuciones de pura cortesía social, vacías de contenido, de pensamiento y de afecto?
•Objeción: se trataría de documentos de exclusiva cortesía, vacíos de contenido doctrinal o afectivo.

•Respuesta de Pablo VI(*): nuestros Predecesores, especialmente Pío XII, os invitaban a considerar a la luz de sus admirables enseñanzas las condiciones de vuestra situación en nuestro tiempo. Llamadas que alimentan la vocación que la Providencia os ha marcado, el ejercicio de la función que la sociedad contemporánea espera que ejerzáis también hoy.
•La riqueza y oportunidad de las alocuciones y comentarios, lejos de desvanecerse, se acentúa con el tiempo.
•Su contenido afectivo queda patente en el Discurso de 1958(*): seréis testigos de Nuestra estima y de Nuestro afecto, de la oportunidad de Nuestras recomendaciones, y de los frutos que de ellas habrán provenido para la sociedad…el Papa no omitió indicaros los nuevos deberes que las cambiadas condiciones de los tiempos imponían a la Nobleza.
•Las alocuciones obedecían a altos designios, claramente definidos, y muestran la importancia de los frutos esperados, al contrario de lo que ocurriría con alocuciones de pura cortesía social.
•El aprecio de Pío XII por la Nobleza hereditaria se destaca en las siguientes palabras dirigidas a la Guardia Noble Pontificia(*):
Vosotros, guardia de Nuestra Persona, sois nuestra coraza, bella en virtud de aquella nobleza que es privilegio de sangre y que resplandecía en vosotros como prenda de vuestra devoción; porque … ‘bon sang ne peut mentir’… En los más sombríos momentos…la fidelidad de vuestros antepasados ha brillado con mayor esplendor y evidencia. Ninguna lisonja, ninguna amenaza consiguió desviarles del sendero de su fidelidad. Tan escogida tradición de virtud familiar continuará, no lo dudamos, comunicándose de generación en generación como herencia de grandeza de ánimo y de nobilísimo orgullo de la estirpe.
7. Documentos de valor permanente
•-Pero –dirá alguien – después de Pío XII se inauguró la era del Conc. Vaticano II. Las alocuciones al Patriciado y a la Nobleza cayeron como hojas muertas en el suelo de la Iglesia y los Papas conciliares y postconciliares no volvieron a tratar del asunto.
•Tampoco esto es verdad, y para demostrarlo son mencionados, argumentandi gratia, expresivos documentos de los sucesores del Pontífice.

(*) N.R: texto abreviado conservando las palabras del Papa. Las citas textuales se encuentran en las entradas indicadas “supra”.

Nota: fin del sumario del Cap. I (Visión de conjunto – Selección temática).

Encontrará fácilmente las notas anteriores de la Selección temática con el mecanismo de búsqueda (“search”)

 

FacebookTwitterGoogle+Share

{ 0 comments }

Apéndice II: Revolución Francesa: hablan diversos Papas – Un movimiento histórico que se encontraba arrastrado por un impetuoso tropel de violencia y odio religioso

28.04.2016

7. Conceptos cristianos que habían asumido las características de una lucha anticristiana, laica e irreligiosa En la visita realizada el 1º de septiembre de 1963 a la ciudad italiana de Frascati, Pablo VI tejió las siguientes consideraciones sobre la Revolución Francesa y su lema libertad, igualdad, fraternidad, al referirse a la actuación que en esa […]

FacebookTwitterGoogle+Share
Read the full article

Sumario del Cap. II de Nobleza y élites: La Nobleza italiana en el Pontificado de Pío XII – Alcance universal de las Alocuciones – Visión de Conjunto II: Selección temática – Nota 8 bis

28.04.2016

El presente sumario -nota 8 bis- corresponde a la nota 8 de la Visión de Conjunto http://nobleza.org/nobleza-y-elites-cap-ii-la-nobleza-italiana-en-el-pontificado-de-pio-xii-alcance-universal-de-las-alocuciones-vision-de-conjunto-8/ Acceda al texto completo de la obra : http://www.pliniocorreadeoliveira.info/LN_Espanha/Volume%20I/LN_ES_Cap_00_0_Indice.htm#.Vw0evzE8qE4   ♦ Situación de la Nobleza italiana en el Pontificado de Pío XII – ♦ El alcance universal de las Alocuciones al Patriciado y a la Nobleza romana 1. […]

FacebookTwitterGoogle+Share
Read the full article

Hoy en día se necesitan personajes representativos – Regreso al Orden

28.04.2016

El Príncipe Heredero Alois de Lichtenstein el 12 de Marzo de 2009. El Príncipe Alois fue noticia y entusiasmó el corazón de millones de católicos alrededor del mundo cuando amenazó vetar un referendum popular si la mayoría se mostraba favorable a la legalización del aborto voluntario. (Foto de Uwe Harder) Nuestras necesidades son diferentes a […]

FacebookTwitterGoogle+Share
Read the full article